La falta de fondos amenaza la educación de los niños que viven en zonas de conflicto y desastre

En vísperas de la cumbre del G-20, UNICEF recuerda que sin financiación la educación de más de 9 millones de niños afectados por crisis humanitarias está en riesgo

La falta de fondos amenaza la educación de los niños que viven en zonas de conflicto y desastre

HAMBURGO, Alemania/NUEVA YORK, 7 de julio 2017– La escasez de fondos está amenazando la educación de millones de niños atrapados en conflictos o desastres. Así lo ha señalado UNICEF en vísperas de la cumbre del G-20, que se celebra los días 7 y 8 de julio en Hamburgo.

“Sin educación, los niños crecen sin el conocimiento y las habilidades necesarias para contribuir a la paz y el desarrollo de sus países y economías, agravando una situación que ya es desesperada para millones de niños”, asegura la recientemente nombrada y más joven Embajadora de Buena Voluntad de UNICEF, Muzoon Almellehan, representante de UNICEF en la cumbre del G-20. “Para los millones de niños que están creciendo en zonas de guerra, estas amenazas son aún más sobrecogedoras: al no ir a la escuela los niños son más vulnerables ante el matrimonio y el trabajo infantil, y frente al reclutamiento por parte de grupos armados”.

UNICEF necesita este año para sus programas de educación en países en situación de emergencia 932 millones de dólares (818 millones de euros), de los cuales hasta ahora solo ha recibido menos de 115 millones de dólares (101 millones de euros) gracias a aportaciones voluntarias. Esta financiación es necesaria para proporcionar acceso a educación formal y no formal a 9,2 millones de niños afectados por crisis humanitarias.

El déficit de fondos para los programas de educación de UNICEF en algunos lugares de conflicto del mundo varía desde el 36% en Irak hasta el 64% en Siria, 74% en Yemen y 78% en República Centroafricana.

Para los niños que han experimentado el trauma de una guerra y el desplazamiento, la educación es vital. “Cuando yo escapé de Siria en 2013, me aterraba pensar que nunca podría volver a la escuela. Pero cuando llegué a Jordania y me di cuenta de que había una escuela en el campo de refugiados me sentí aliviada y esperanzada”, dice Muzoon. “La escuela ofrece a niños como yo esperanza y la oportunidad de un futuro positivo y en paz”.

La búsqueda de oportunidades de educación es una de las razones que impulsan a las familias y niños a huir de sus hogares, muchas veces arriesgando sus vidas. Una encuesta realizada a refugiados y migrantes en Italia reveló que el 38% de ellos se dirigió a Europa para acceder a oportunidades de formación; otro estudio similar en Grecia mostró que uno de cada tres padres o cuidadores mencionaba la búsqueda de educación para sus hijos como el motivo principal por el que habían dejado sus países para ir a Europa.

Como activista para la educación y refugiada siria, Muzoon se une a UNICEF para hablar en nombre de los millones de niños y niñas que están desarraigados debido a conflictos y que no pueden ir a la escuela.

“Insto a los líderes del mundo a que inviertan en el futuro de los niños que viven en situaciones de emergencia. Al hacerlo estarán invirtiendo en el futuro de nuestro mundo”, afirma Muzoon.

Notas para los editores:

UNICEF continúa instando a todos los gobiernos a adoptar el plan de acción para proteger a los niños refugiados y migrantes, uno de cuyos seis puntos es la educación:

  1. Proteger contra la explotación y la violencia a los niños refugiados y migrantes, en particular a los no acompañados.
  2. Terminar con las detenciones de los niños migrantes o que solicitan el estatus de refugiados, implantando una serie de alternativas adecuadas.
  3. Mantener a las familias unidas; es la mejor forma de proteger a los niños y dotarles de un estatus legal.
  4. Ofrecer formación a todos los refugiados y migrantes, y darles acceso a servicios de calidad, entre ellos sanitarios.
  5. Exigir que se actúe sobre las causas subyacentes de los grandes desplazamientos de refugiados y migrantes.
  6. Promover medidas para luchar contra la xenofobia, la discriminación y la marginación en los países de tránsito y destino

Datos clave:

Más de 25 millones de niños de entre 6 y 15 años, el 22% del total de niños en ese rango de edad, están fuera de la escuela en zonas de conflicto de 22 países, según un reciente análisis de UNICEF.

En todo el mundo, cerca de 50 millones de niños están desarraigados –28 millones se han visto obligados a abandonar sus hogares por conflictos de los que no son responsables, y otros tantos millones han migrado con la esperanza de encontrar una vida mejor y más segura.

Los niños y adolescentes refugiados tienen cinco veces más probabilidades de no ir a la escuela que los no refugiados.

La falta de acceso a la educación es particularmente alta entre niños en tránsito. Casi la mitad de los niños refugiados en el mundo no pueden empezar o reanudar sus estudios.

En 2016 solo se destinaron a educación el 3,6% de los fondos humanitarios. Cada año se necesitan 8.500 millones de dólares (7.464 millones de euros) para subsanar este déficit. Los fondos disponibles son muchas veces a corto plazo e imprevisibles, lo cual causa altos niveles de interrupción de la educación.

Durante la primera Cumbre Humanitaria Mundial, celebrada en mayo de 2016, UNICEF y sus aliados lanzaron el fondo La Educación No Puede Esperar, cuyo objetivo es hacer frente a la brecha de financiación para 13,6 millones de niños con apoyo educativo durante cinco años, y llegar a 75 millones de niños en 2030.

UNICEF proporcionó apoyo educativo a 11,7 millones de niños en crisis humanitarias durante 2016.

Acerca de UNICEF

UNICEF promueve los derechos y el bienestar de todos los niños y niñas en todo lo que hacemos. Junto a nuestros aliados, trabajamos en 190 países y territorios para transformar este compromiso en acciones prácticas, centrando especialmente nuestros esfuerzos en llegar a los niños más vulnerables y excluidos para el beneficio de todos los niños, en todas partes.

Más información:

Belén de Vicente

UNICEF Comité Español
609 16 00 51/ 91 378 95 55
E-mail: comunicacion@unicef.es

[1] Esta cifra no incluye los fondos recibidos para el trabajo multi-sectorial, que puede incluir educación, ni los fondos recibidos y no asignados específicamente a un área de trabajo.

[2] A pesar del bajo nivel de fondos recibidos este año, UNICEF está consiguiendo importantes logros para la infancia en emergencias en materia de educación gracias al apoyo de sus aliados en años anteriores.