Educación contra el coronavirus: 10 tareas de la rutina diaria

El establecimiento de rutinas en estos días de aislamiento doméstico por el coronavirus es una oportunidad para contar con la opinión, la responsabilidad y el compromiso de niños, niñas y jóvenes.
Educación contra el coronavirus: 10 tareas de la rutina diaria

 

La Educación en Derechos de Infancia tiene un componente esencial: asumir responsabilidades ciudadanas amparadas por los propios derechos.

Aquí planteamos unos ámbitos generales sobre los que establecer acuerdos que nos hagan avanzar en un proceso madurativo y de aprendizaje de asunción de responsabilidades y de expresión de preferencias, componentes básicos de la participación infantil y juvenil .

Un objetivo de esta propuesta es que niños y niñas nos digan en qué momento del día realizarán estas tareas. Así podremos conversar sobre la viabilidad de sus planteamientos y, seguro,  descubrir formas ingeniosas de cumplir con unos mínimos que esta convivencia intensiva nos está imponiendo. En vez de partir de un horario, partimos de un listado de tareas que atender y lo complementamos con el momento del día en que lo haremos. Quizá arrancar el día con una asamblea familiar para fijar objetivos y revisar el día anterior pueda ser una opción.

1.    Jugar. 

No solo es que jugar contribuye al desarrollo infantil, además cualquier esfuerzo que venga después será mejor recibido. Incluimos aquí desarrollar juegos en familia.

2.    Hablar con amigos y amigas.

Asegurarles que haremos lo posible para que puedan seguir en contacto con sus amistades. A diario pasan muchas horas con sus compañeros de clase. Sentirlos cerca ayudará a mitigar su percepción del aislamiento.

3.    Estudiar.

Va a ser todo un reto mantener la rutina escolar. El paso de una metodología presencial a una virtual de un día para otro supondrá un esfuerzo para todos. Sin embargo, seguir comprometidos con ella traerá grandes beneficios a medio plazo.

4.    Ejercicio.

El sedentarismo puede ser uno de los grandes enemigos a batir. Buscar tablas de ejercicios, bailar, aprovechar los recursos que tengamos en casa y realizarlo en familia puede ayudar a cimentar un buen hábito.

5.    Tareas domésticas.

Tener la casa ordenada, la sensación de orden físico nos predispone al orden mental. Siendo conscientes del esfuerzo que supone le daremos un mayor valor y contribuiremos a reducir desorden y suciedad.

6.    Leer.

Pocas ocasiones más propicias tendremos para estimular este hábito. Comentar las lecturas puede ser toda una experiencia.

7.    Higiene personal.

Puede dar la sensación de que con el sedentarismo podemos relajar nuestra higiene personal. Nada más lejos de la realidad. Mantener los hábitos de cuidado personal nos prepara para afrontar tanto el día a día como las incertidumbres que este momento nos ofrece. Frente al nuevo coronavirus, la higiene es una de las pocas formas de acción eficaz contra la enfermedad con las que contamos en este momento como individuos.

También ordenar los períodos de sueño nos ayudará a equilibrar nuestra energía y nos hará más sencillo volver a nuestra rutina anterior una vez esta situación se reconduzca.

8.    Hablar con la familia.

El aislamiento no solo nos separa de los amigos y compañeros, también de otros familiares y en especial de nuestros mayores. Que podamos hablar con ellos será beneficioso para todos.

9.    Comida saludable.

Quizá en este período hagamos más comidas en casa de las que solíamos hacer. Por lo tanto, planificar la dieta y hacer un uso responsable de los alimentos nos supone nuevos esfuerzos.

10.    Tiempo libre.

Reservar un período de tiempo para emplearlo con libertad. El desarrollo de la autorregulación pasa por aprender a gestionar estos espacios.

Junto a estos puntos hay, desde luego, otros añadidos como es informarse a través de fuentes fidedignas y seguir las recomendaciones e indicaciones de las autoridades tanto para prevenir los contagios como para atender a nuestros enfermos. Adaptar esta información a niños, niñas y adolescentes les convertirá en verdaderos aliados para frenar esta emergencia. Sentir que ellos también están movilizados contra la pandemia les integra como ciudadanos y les hará saber que se cuenta con ellos para el futuro más próximo.
 

10 tareas de la rutina familiar diaria para afrontar el aislamiento

 

Nacho Guadix

Responsable de Educación en Derechos y Campañas en UNICEF España

Todo va a salir bien

#educaCOVID19

La COVID-19 está teniendo un impacto muy importante en derecho a la educación de millones de estudiantes, en los docentes y centros educativos y en las familias. Se requieren soluciones innovadoras, recursos y tiempo, pero también paciencia y buena voluntad. Juntos podemos superar este bache educativo y convertirlo en una oportunidad de aprendizaje. ¡Hagamos que todo salga bien!

Descubre más

Novedades sobre educación y coronavirus

Dona y contribuye a que todo salga bien.

Elige ahora tu aportación para ayudarnos a suministrar material sanitario contra el coronavirus.

¿Sabes que puedes recuperar hasta un 80% de tus donaciones? Más info

Desgravación fiscal

Deducción y desgravación de donaciones a UNICEF

Si has decidido hacerte socio o realizar un donativo puntual a UNICEF te informamos que puedes desgravarte estas donaciones de tu declaración de la renta. Desde enero de 2020 se han incrementado los tipos de deducción aplicables a las donaciones que se realicen en favor de UNICEF España, como entidad acogida al régimen fiscal especial de la Ley 49/2002, de 23 de diciembre:

Personas Físicas (IRPF)Porcentaje de deducción
Primeros 150€80%
Resto35%
Donaciones plurianuales (a la misma entidad durante al menos 3 años) > 150€ *40%
Límite deducción base liquidable10%

*Por importe igual o superior, en cada uno de ellos, al del ejercicio anterior.

Personas Jurídicas (IS)Porcentaje de deducción
Donaciones en general35%
Donaciones plurianuales (a la misma entidad durante al menos 3 años)*40%
Límite deducción base liquidable10%

*Por importe igual o superior, en cada uno de ellos, al del ejercicio anterior.

  • Si eres persona física, en el IRPF correspondiente a este año podrás deducirte el 80% del importe de tus cuotas y/o donativos íntegros por aportaciones de hasta 150€ al año. A partir de esa cantidad la deducción será del 35% o del 40% si llevas colaborando con nosotros al menos 3 años seguidos, con un límite del 10% de la base liquidable.
  • Si eres persona jurídica, en el impuesto de sociedades podrás deducirte el 35% de tus cuotas y/o donativos íntegros. Si llevas colaborando con nosotros al menos 3 años seguidos la deducción será del 40%, con un límite del 10% de la base liquidable.
  • Si eres persona física o jurídica no residente en España y obtienes rentas en nuestro país, tienes también un beneficio fiscal por el importe de tus donativos. Puedes consultarlo en www.aeat.es
  • Si resides en una comunidad autónoma sujeta a un régimen foral particular o que ha establecido deducciones adicionales por donaciones a ONG, las deducciones aplicables pueden ser diferentes.

Recuerda que para que podamos informar a la Agencia Tributaria del importe de tus cuotas y donativos es imprescindible que nos hayas facilitado tu DNI o NIF y domicilio.

Por favor, si aún no lo has hecho, llámanos al 900 907 500 o escríbenos a socios@unicef.es o facilítanos estos datos a través de tu área del colaborador en nuestra web: www.unicef.es/acceso
Si quieres ampliar la información sobre estos beneficios fiscales, por favor, consulta la web de la Agencia Tributaria: www.aeat.es

Si prefieres, contacta con nosotros en el 900 907 500 de lunes a viernes de 9:00h a 21:00h y sábados de 11:00h a 17:00h | hola@unicef.es

Donar por transferencia bancaria:

Caixabank ES69 2100 5731 77 0200004894

Derechos, salud mental y educación:

Educando la conciencia

¿Conoces el papel de la educación para promover el derecho a la salud mental y el desarrollo de hábitos de vida positivos en la infancia y adolescencia? Nuestra propuesta de recursos y actividades para el curso 2021-2021 puede servirte de guía.

Conoce más