Millones de 
niños 
viven 
en emergencias

Ellos no se rinden, 
nosotros tampoco.

Ayuda para los niños en emergencias en 2022

El niño de la imagen se llama Amanuel Berhanu, y a su corta edad ya está recibiendo alimento terapéutico para tratar de sobrevivir a un episodio de desnutrición aguda, en un centro de salud que apoyamos en Tigray, Etiopía. En brazos de su madre, recibe el tratamiento que necesita para recuperarse. Pero el futuro no es nada halagüeño en este país en el que millones de niños y niñas necesitan ayuda humanitaria urgente.

Somos una organización de emergencias y también de derechos. Y las crisis humanitarias no dejan de aumentar y los derechos de los niños y niñas de ser violados sistemáticamente. Si los conflictos y el cambio climático ya estaban provocando un aumento del número de niños que necesitaban ayuda humanitaria, la llegada de la COVID-19 ha empeorado aún más, si cabe, la situación: su salud física –pero también mental– está en riesgo por el colapso de los sistemas sanitarios, su educación en entredicho por el cierre de escuelas y su bienestar comprometido porque hay más pobreza y, en algunos casos, se ven abocados al trabajo infantil o el matrimonio temprano.

Por eso, en nuestro informe Acción Humanitaria para la Infancia 2022 lanzamos nuestro mayor llamamiento de fondos de la historia: 9.400 millones de dólares (más de 8.300 millones de euros) para poder ofrecerles la asistencia humanitaria que precisan. En 2022, nuestro objetivo es atender las necesidades más urgentes de más de 177 millones de niños y niñas en 145 países y territorios en situación de emergencia.

Es nuestro deber, y el de toda la comunidad internacional, proteger a estos niños, porque cada uno de ellos, independientemente de donde se encuentre, tiene el derecho a la supervivencia y a crecer en un entorno seguro. Trabajando juntos, podemos reimaginar un futuro mejor para todos los niños y niñas.

#Emergencias2022: ayuda para 177 millones de niños en 145 países

Nos enfrentamos a graves emergencias:

  • Afganistán. La situación humanitaria en el país se vio seriamente afectada por los recientes acontecimientos políticos. Actualmente 12,6 millones de niños necesitan ayuda humanitaria ya que los riesgos para su protección son graves. Más de 10 millones de niños necesitan apoyo para su educación, además de los 4,2 millones que ya están fuera de la escuela. 8 de cada 10 afganos no tiene acceso a agua potable debido a la grave sequía. Los brotes de sarampión y diarrea son devastadores para la infancia. Este año, 1,1 millones de niños se enfrentaron al riesgo de muerte por desnutrición aguda grave.
  • Sahel Central (Burkina Faso, Mali y Níger): los niños y niñas de estos países se enfrentan a la inseguridad, desplazamientos forzados, falta de acceso a los servicios básicos y las consecuencias socio-económicas de la COVID-19. Como resultado 7,6 millones de niños y niñas necesitan ayuda humanitaria urgente. En esta región, millones de niños sufren desnutrición aguda grave. La vida diaria en estas comunidades es una pesadilla debido a los ataques a escuelas, centros de salud y hogares.
  • Haití. La población más vulnerable está soportando el impacto de los desastres naturales, las crisis políticas y socioeconómicas, la inseguridad de las bandas, los desplazamientos internos y la pandemia de la COVID-19. Se estima que 2,95 millones de personas, de los cuales 1,2 son niños y 400.000 son mujeres embarazadas, necesitan atención de emergencia.
  • Myanmar. En este país la situación continúa deteriorándose, los niños y niñas se enfrentan a grandes desafíos por el conflicto, la COVID-19 y la situación económica. Más de 12 millones de niños no han tenido acceso a educación formal en los últimos 18 meses. En torno a 1 millón no han podido acceder a la vacunación rutinaria. Se estima que ahora 14,4 millones de personas, incluyendo 5 millones de niños, necesitan ayuda humanitaria.
  • Etiopía. Desde el inicio del conflicto, las familias que viven en el norte del país enfrentan altos niveles de desnutrición e inseguridad alimentaria. El acceso humanitario en Tigray y alrededores (Afar y Amhara) es todo un desafío. En esta región, los niños y niñas tienen necesidad urgente de protección y apoyo, más de 29,4 millones de personas, 15,6 millones de niños y 4,4 millones de personas con discapacidad, necesitan ayuda humanitaria urgente.
  • Yemen. Los más de 6 años de conflicto han provocado la peor crisis humanitaria del mundo: el 70% de la población, 11,3 millones de niños, necesita  algún tipo de ayuda humanitaria. Desde el inicio del conflicto en marzo de 2015, 10.000 niños han muerto o resultado mutilados.
  • Migrantes y refugiados en Europa: solo entre enero y agosto de este año han llegado a Europa 472.000 migrantes y refugiados, de los que 110.000 son niños y niñas, y parece que dicha tendencia se mantendrá en 2022. Unos 10.000 están separados o no acompañados de sus familias.

En 2022 necesitamos ayuda urgente para afrontar grandes retos

Fondo de Emergencias

Ayúdanos a estar preparados ante una emergencia.

¿Sabes que puedes recuperar hasta un 80% de tus donaciones? Más info

Desgravación fiscal

Deducción y desgravación de donaciones a UNICEF

Si has decidido hacerte socio o realizar un donativo puntual a UNICEF te informamos que puedes desgravarte estas donaciones de tu declaración de la renta. Desde enero de 2020 se han incrementado los tipos de deducción aplicables a las donaciones que se realicen en favor de UNICEF España, como entidad acogida al régimen fiscal especial de la Ley 49/2002, de 23 de diciembre:

Personas Físicas (IRPF)Porcentaje de deducción
Primeros 150€80%
Resto35%
Donaciones plurianuales (a la misma entidad durante al menos 3 años) > 150€ *40%
Límite deducción base liquidable10%

*Por importe igual o superior, en cada uno de ellos, al del ejercicio anterior.

Personas Jurídicas (IS)Porcentaje de deducción
Donaciones en general35%
Donaciones plurianuales (a la misma entidad durante al menos 3 años)*40%
Límite deducción base liquidable10%

*Por importe igual o superior, en cada uno de ellos, al del ejercicio anterior.

  • Si eres persona física, en el IRPF correspondiente a este año podrás deducirte el 80% del importe de tus cuotas y/o donativos íntegros por aportaciones de hasta 150€ al año. A partir de esa cantidad la deducción será del 35% o del 40% si llevas colaborando con nosotros al menos 3 años seguidos, con un límite del 10% de la base liquidable.
  • Si eres persona jurídica, en el impuesto de sociedades podrás deducirte el 35% de tus cuotas y/o donativos íntegros. Si llevas colaborando con nosotros al menos 3 años seguidos la deducción será del 40%, con un límite del 10% de la base liquidable.
  • Si eres persona física o jurídica no residente en España y obtienes rentas en nuestro país, tienes también un beneficio fiscal por el importe de tus donativos. Puedes consultarlo en www.aeat.es
  • Si resides en una comunidad autónoma sujeta a un régimen foral particular o que ha establecido deducciones adicionales por donaciones a ONG, las deducciones aplicables pueden ser diferentes.

Recuerda que para que podamos informar a la Agencia Tributaria del importe de tus cuotas y donativos es imprescindible que nos hayas facilitado tu DNI o NIF y domicilio.

Por favor, si aún no lo has hecho, llámanos al 900 907 500 o escríbenos a [email protected] o facilítanos estos datos a través de tu área del colaborador en nuestra web: www.unicef.es/acceso
Si quieres ampliar la información sobre estos beneficios fiscales, por favor, consulta la web de la Agencia Tributaria: www.aeat.es

Si prefieres, contacta con nosotros en el 900 907 500 de lunes a viernes de 9:00h a 21:00h y sábados de 11:00h a 17:00h | [email protected]

Donar por transferencia bancaria:
CaixaBank ES88 2100 5731 76 0200257674