Infancia en Andalucía 2015: urge un plan que luche contra la pobreza infantil y priorice a los niños

UNICEF Comité Andalucía considera urgente la necesidad de un plan integral para la infancia de la comunidad que atienda a una estrategia de lucha contra la pobreza y la exclusión social, y que sitúe a los niños y niñas en el centro de las políticas públicas y de los presupuestos.

 
Es una de las reflexiones del informe La Infancia en Andalucía 2015. Pacto Andaluz por la Infancia: por el cumplimiento de los compromisos, que trata de identificar los grandes retos que obstaculizan el avance en la protección ypromoción de los derechos de la infancia en la comunidad autónoma.
 
Según la Encuesta de Condiciones de Vida (ECV, 2014),Andalucía es la tercera comunidad autónoma con mayor tasa de riesgo de pobreza o exclusión social infantil (tasa AROPE), con un 51,1%, lo que supone unos 834.000 niños y niñas. Esto significa un incremento de casi 6 puntos porcentuales respecto a los datos de 2013.
 
Los hogares con niños y con alguno de sus miembros en situación de desempleo son losmás afectados. Las elevadas cifras sobre pobreza o exclusión social están en línea con la alta tasa de desempleo de la comunidad andaluza, por encima de la media nacional. 
 
Los indicadores analizados reflejan también importanteslogros en materia de infancia. Destacan las medidas emprendidas en el ámbito educativo que han propiciado mejoras en varios aspectos, como las tasas netas deescolarización a los 17 años(96,2%) y la tasa neta de atención educativa a los dos años (55,9%).
 
En cuanto a la inversión, se observa undescenso del presupuestodestinado a políticas de infancia en Andalucía durante el peor periodo de la crisis (2010-2013), tras un repunte entre 2007 y 2010. En 2013 la inversión en infancia se redujo en un 14% respecto a 2010. También disminuyó la inversión en políticas de infancia por niño en un 14% en 2013 respecto a 2010. 
 

PROPUESTAS PARA MEJORAR EL BIENESTAR DE LOS NIÑOS

Los datos analizados en el informe reflejan no sólo el impacto que la recesión económica y las políticas de consolidación fiscal han tenido sobre lainfancia, sino también las debilidades estratégicas y el limitado efecto de las medidas coyunturales que se han llevado a cabo.
 
Las consecuencias de la pobreza y laexclusión social de la infancia, no sólo afectan a los niños y las niñas, sino también a los niveles debienestar y cohesión social de la sociedad andaluza en su conjunto.
 
“Pasar a la acción para proteger los derechosde los más de 834.000 niños y niñas en riesgo depobreza o exclusión social debe ser unaprioridad para todos los agentes políticos y sociales. Si no se adoptan las medidas necesarias para corregir esta situación la sociedad andaluza sólo podrá devenir, en un futuro cercano, en una sociedad más desigual”, ha afirmado el presidente de UNICEF Comité Andalucía, Ricardo García.
 
El Pacto Andaluz por la Infancia, firmado en 2010, continúa siendo la mayor alianza política en materia de derechos de infancia en la comunidad autónoma a día de hoy y puede tomarse como punto de partida. Repasando sus principales ejes de acción, UNICEF Comité Andalucía lanza una agenda de propuestasque deben abordarse sin dilación para mejorar los niveles de bienestar de los niños y niñas:
  • La infancia debe ocupar el centro de las políticas de ámbito autonómico y local. 
  • La inversión en políticas de infancia debe ser una prioridad en el ámbito autonómico y local, implementando el enfoque de derechos de la infancia en los procesos presupuestarios
  • La planificación y elaboración de políticas públicas debe estar participada por los propios niños y niñas
En esta línea, se subraya la importancia de adherirse al llamamiento promovido por UNICEF Comité Español al conjunto de la sociedad para construir y promover un Pacto de Estado por la Infancia que blinde los derechos de los niños y las niñas en nuestro país.