AUMENTA LA POBREZA INFANTIL EN LOS PAÍSES RICOS

Redacción UNICEF

Redacción UNICEF


La proporción de niños y niñas que viven en la pobreza ha aumentado en 17 de los 24 países miembros de la OCDE desde comienzos de 1990, según el nuevo informe realizado por UNICEF. El informe recomienda a los gobiernos de la OCDE establecer sistemas de medición y plazos concretos para reducir progresivamente la pobreza infantil

Aunque generalmente se cree que la pobreza infantil en los países ricos disminuye de forma constante, el informe evidencia que sólo cuatro países, Australia, Noruega, Reino Unido y Estados Unidos, han registrado unadisminución significativa desde comienzos de 1990.

Finlandia y Dinamarca tienen las tasas más bajas de pobreza infantil, por debajo del 3%, mientras que Estados Unidos y México tienen las más altas con un 20%. Por su parte, España registra una tasa de pobreza infantil relativa por encima del 13%.

Causas que producen este incremento

De acuerdo con el informe, las tendencias sociales, las condiciones del mercado laboral y las políticas del gobierno son los factores determinantes de las tasas de pobreza infantil. En particular, el compromiso político de luchar contra la pobreza infantil y las políticas que se ponen en práctica son las herramientas que pueden crear una diferencia significativa.

El informe sugiere que muchos de los miembros de la OCDE tienen la capacidad de reducir la pobreza infantil por debajo del 10%, sin aumentar significativamente el total de sus gastos. Además, demuestra que cuanto mayor es el gasto público en prestaciones sociales y familiares, menor es el índice de pobreza infantil . De hecho, las políticas de intervención social pueden hacer que los índices de pobreza infantil desciendan un 40% más (en promedio) que si se dejaran a merced de las fuerzas del mercado.

El gasto social, herramienta clave

Un buen ejemplo son las iniciativas de los gobiernos en los países con las tasa de pobreza infantil más bajas del mundo, Dinamarca, Noruega y Finlandia, que han logrado reducir la “pobreza del mercado”en un 80%. Situación contraria a la de Estados Unidos y México, que tienen las más altas tasas de pobreza infantil y que sólo han logrado disminuir esta “pobreza del mercado” entre el 10% y el 15%, respectivamente.

En Dinamarca, Suiza, Finlandia y Bélgica las tasas de pobreza infantil están por debajo del 10%. El porcentaje de PIB que estos países destinan a gastos sociales es de un 10% y está directamente relacionado con la reducción de la pobreza infantil. Además, en estas economías la proporción de los beneficios es más alta en los niños y niñas en edad preescolar y se reduce a medida que se acercan a los 18 años.

Por el contrario, en Grecia, Irlanda, Italia, Portugal y España la proporción del presupuesto que se destina a gastos sociales es más baja y juega un papel menor en la protección de las familias con bajos ingresos económicos. En estos 5 países, que tienen altas tasas de pobreza infantil, los recursos de los gobiernos dirigidos a las personas de bajos recursos están concentrados en los mayores de 50 años.

Objetivo de desarrollo del Milenio

Este informe de UNICEF subraya que la reducción de la pobreza infantil es uno de los Objetivos de Desarrollo del Milenio, acordados por todas las naciones y destaca el reto que supone definir y medir la pobreza infantil.

El informe señala las limitaciones de los sistemas de medición tradicionales y la necesidad de tener medidas adicionales para captar otros aspectos de la pobreza infantil. En el informe “Estado Mundial de la Infancia”, publicado el pasado mes de diciembre, UNICEF propone considerar la falta de servicios básicos como una nueva forma de medir la pobreza infantil.

Sobre el informe

Los Innocenti Report Card son editados por el Centro de Investigaciones Innocenti en Florencia, Italia. Esta publicación es el sexto número de una serie titulada Innocenti Report Card (Boletines de clasificaciones Innocenti), cuyo objetivo es evaluar y comparar en qué medida los países de la OCDE cubren las necesidades de sus niños y niñas. También es el primer número de lo que será una serie titulada Informes Innocenti Pobreza infantil en países ricos.