Fondo de emergencias

La importancia de estar preparados

Los primeros días tras una emergencia son vitales. Cuando una emergencia golpea a una población es fundamental que las acciones de respuesta lleguen lo más rápido posible a los afectados. Cada minuto cuenta.

El fondo de emergencias de UNICEF Comité Español hace posible esta respuesta. Este fondo es una de las vías que ayuda a que las necesidades de los niños y niñas en los desastres y conflictos sean atendidas tan pronto como tienen lugar.

La importancia de no olvidar

La respuesta debe continuar más allá del primer impacto. Casi 250 millones de niñas y niños viven en países afectados por conflictos armados, y los desastres naturales siguen teniendo consecuencias en las vidas de miles de niños muchos meses después de haber ocurrido. Los efectos de estas situaciones continúan más allá de la atención mediática.

El fondo de emergencias de UNICEF Comité Español hace posible también esta respuesta. Este fondo es una de las vías que ayuda a que las necesidades de los niños y niñas en los desastres y conflictos sean atendidos aunque la atención mediática haya desaparecido. Las llamamos “emergencias olvidadas”. Con este fondo conseguimos llegar adonde nadie más llega.

La atención a los niños y niñas, la necesidad de garantizar sus derechos en una situación de emergencia requiere una movilización de recursos que permita dar una respuesta inmediata y sostenida en el tiempo.

Dona ahora

"Cuando me reclutaron, no elegí formar parte del grupo armado. Me obligaron a hacerlo. Lo que he visto en el grupo es malo y no quiero volver a vivirlo. Lo que quiero hacer es volver a mi casa y al colegio”.

John (nombre ficticio por motivos de seguridad) tiene 16 años y vive en Sudán del Sur. Fue reclutado forzosamente por uno de los grupos armados que operan en el país.

Sudán del Sur es un joven país que vive uno de los conflictos más crueles y duraderos de la actualidad desde diciembre de 2013. Un conflicto cada vez más olvidado. Desde UNICEF trabajamos para liberar a todos los niños utilizados por grupos y fuerzas armadas y procuramos su reintegración familiar y social a través de programas de formación profesional y atención psicosocial.

Las emergencias dejan a los niños en una situación muy complicada:

  • Datos generales:Unos 535 millones de niños y niñas viven en países afectados por emergencias o crisis prolongadas. Esto supone que uno de cada cuatro niños se enfrenta diariamente a desastres naturales, conflictos, crisis sanitarias, sequías…
  • Educación interrumpida: 37 millones de niños no pueden ir a la escuela en los países afectados por emergencias. En la región de Kidal en Mali, el 79% de las escuelas están cerradas por la violencia. Los padres no les dejan asistir porque el camino es peligroso y hay riesgo de que pisen minas y explosivos.
  • Protección:Las situaciones de emergencia disparan el riesgo de los niños de ser reclutados por grupos armados, ser víctimas de trata o sufrir distintos tipos de violencia. En 2015 UNICEF atendió a casi dos millones de mujeres y niños afectados por violencia sexual.
  • Vacunación: Dos tercios de los niños no vacunados viven en países afectados por conflicto. La interrupción de los servicios de salud y las condiciones de insalubridad tras una emergencia hacen más necesario que nunca que los niños reciban vacunas.

     

¿Qué hace UNICEF?

1 de cada 4 niños en el mundo vive en situación de emergencia

535 millones de niños viven en países afectados por situaciones de emergencia. Ya sea por conflictos armados o por desastres naturales, las crisis humanitarias amenazan las vidas y el futuro de niñas y niños. El Fondo de Emergencia nos permite tener recursos para ayudarlos, tanto en los primeros minutos como en situaciones prolongadas en el tiempo. Y gracias a ti, podremos actuar dónde y cuándo más se necesite.

En 2017 necesitamos fondos para llegar a 48 millones de niños que necesitan asistencia urgente en 48 países. Ayúdanos a ayudarlos.

Dona ahora