Parentalidad positiva: qué es y cómo trabajarla

Parentalidad positiva: qué es y cómo trabajarla

© UNICEF/UN0590867/Willocq

26/04/2024

Ser padre o madre es una experiencia maravillosa y gratificante, pero también puede ser todo un desafío. En UNICEF comprendemos la importancia de apoyar a los padres y cuidadores en su viaje de crianza. Por ello vamos a ofrecerte consejos útiles, ideas y hechos respaldados por la ciencia para ayudarte a dar a tu hijo o hija el mejor comienzo en la vida.

¿Qué es la parentalidad positiva?

La parentalidad positiva no se limita únicamente a la forma en que los padres interactúan con sus hijos, sino que abarca un enfoque más amplio de la crianza, y tiene repercusiones significativas en el desarrollo y el bienestar de los niños, niñas y adolescentes. En su esencia, implica cultivar un ambiente emocionalmente seguro y estimulante donde los menores puedan prosperar y alcanzar su máximo potencial.

Este enfoque va más allá de la simple disciplina y control de comportamientos, y se enfoca en construir relaciones basadas en la confianza, el respeto mutuo y la empatía. Los padres que practican la parentalidad positiva reconocen la importancia de comprender las necesidades individuales de sus hijos y adaptar su enfoque de educación y trato en consecuencia.

Uno de los pilares más importantes de la parentalidad positiva es la comunicación efectiva. Esto implica no solo hablar con los hijos, sino también escuchar de manera activa y empática, mostrando interés genuino en sus pensamientos, sentimientos y preocupaciones. Al fomentar un diálogo abierto y honesto, los padres pueden fortalecer el vínculo emocional con sus hijos y ayudarles a desarrollar habilidades de comunicación saludables.

Además, la parentalidad positiva se centra en promover la autonomía y la independencia en los niños, al tiempo que establece límites claros y consistentes. Los padres alientan a sus hijos a asumir responsabilidades apropiadas para su edad y a tomar decisiones informadas, lo que les ayuda a desarrollar habilidades de autocontrol y autorregulación.

Otro aspecto importante de la parentalidad positiva es el modelado de comportamientos deseables. Los padres sirven como modelos a seguir para sus hijos, y en consecuencia es fundamental que reflejen los valores y principios que desean inculcar en ellos. Al demostrar empatía, paciencia, respeto y resolución de problemas de manera constructiva, los padres pueden enseñar a sus hijos habilidades importantes para la vida y fomentar un ambiente familiar positivo y saludable.

¿Cómo trabajar la parentalidad positiva?

Aquí compartimos contigo algunos consejos prácticos para padres y cuidadores:

  • Fomenta la comunicación: habla con tu hijo o hija regularmente, escucha sus preocupaciones y respeta sus opiniones.
  • Establece límites claros: los límites son importantes para el desarrollo de los niños, niñas y adolescentes, pues les aporta seguridad. Establece reglas consistentes y explícalas de manera comprensible.
  • Practica el afecto: demuestra tu amor y apoyo de manera constante a través de abrazos, besos y palabras de aliento.
  • Modela comportamientos positivos: los niños aprenden observando a los adultos. Sé un buen modelo a seguir mostrando empatía, paciencia y respeto.
  • Fomenta la autonomía: permíteles a tus hijos tomar decisiones apropiadas para su edad y apóyalos en sus esfuerzos por aprender y crecer.

Principios de la parentalidad positiva

Basándonos en los valores y principios de UNICEF, promovemos estrategias que fortalezcan la relación entre padres e hijos. Esto incluye fomentar la igualdad de género, respetar los derechos de los niños y niñas y promover la inclusión y la diversidad en la crianza.

En UNICEF creemos en la importancia de:

  • Respetar los derechos de los niños: todos los niños tienen derecho a ser tratados con dignidad y respeto.
  • Promover la igualdad de género: fomentar relaciones equitativas entre progenitores y sus menores, independientemente de su género.
  • Crear un entorno seguro y estimulante: proporcionar un hogar donde los niños se sientan seguros para explorar, aprender y crecer.
  • Apoyar el desarrollo integral: brindar a los niños las herramientas y el apoyo necesarios para alcanzar su máximo potencial.

El rol de la parentalidad positiva en el desarrollo infantil

Como ya hemos indicado, la parentalidad positiva desempeña un papel fundamental en el desarrollo integral de los niños y niñas, influyendo de manera significativa en su crecimiento emocional, social y cognitivo

A continuación, exploraremos cómo este enfoque afecta cada uno de estos aspectos:

Desarrollo emocional.
La parentalidad positiva proporciona un ambiente seguro y cariñoso donde los niños pueden explorar y expresar sus emociones libremente. Los padres que practican este enfoque fomentan la empatía, la comprensión y la aceptación de las emociones de sus hijos, lo que les ayuda a desarrollar una saludable inteligencia emocional. Al sentirse seguros para expresar sus sentimientos, los niños aprenden a manejar el estrés o frustración, a resolver conflictos de manera constructiva y a desarrollar una autoestima positiva.

Desarrollo social.
Los vínculos afectivos y la comunicación abierta entre padres e hijos promovidos por la parentalidad positiva también influyen en el desarrollo social de los niños y niñas. Los padres que modelan comportamientos sociales positivos, como el respeto, la cooperación y la empatía, enseñan a sus hijos habilidades interpersonales cruciales para relacionarse con los demás. Además, al establecer relaciones seguras en el hogar, los niños desarrollan una base sólida para construir relaciones saludables con sus iguales y figuras de autoridad cuando están fuera del entorno familiar.

Desarrollo cognitivo.
La parentalidad positiva no solo se centra en las interacciones emocionales y sociales, sino que también promueve el desarrollo cognitivo de los menores. Los padres que estimulan la curiosidad, la exploración y el aprendizaje activo en sus hijos contribuyen a su desarrollo intelectual. Al proporcionar un entorno enriquecido con oportunidades de aprendizaje, como la lectura, el juego interactivo y la resolución de problemas, los niños, niñas y adolescentes desarrollan habilidades cognitivas clave, como la atención, la memoria y el pensamiento crítico.

Al ofrecer un entorno de crianza amoroso, respetuoso y estimulante, los padres pueden ayudar a sus hijos a crecer y prosperar en todos los aspectos de su vida.

Desafíos y soluciones en la parentalidad positiva

La crianza de los hijos puede presentar una serie de desafíos únicos en cada etapa del desarrollo del menor. A continuación, abordaremos algunos de los desafíos comunes a los que se enfrentan los progenitores y ofreceremos soluciones basadas en la investigación y las recomendaciones de UNICEF:

Desafío 1: Control del comportamiento desafiante
La parentalidad positiva se centra en el uso de estrategias de disciplina positiva que fomenten el comportamiento deseado en lugar de castigar el comportamiento no deseado. Esto incluye el establecimiento de límites claros y consistentes, el uso del refuerzo positivo y el modelado de comportamientos deseables. Además, es importante comprender las necesidades individuales del niño o niña y abordar las causas que provocan ese tipo de comportamiento desafiante.

Desafío 2: gestión del estrés parental
Los padres pueden beneficiarse del apoyo social y emocional de familiares, amigos y grupos de apoyo comunitarios. Además, es importante practicar el autocuidado, incluyendo el establecimiento de límites saludables, la búsqueda de tiempo para actividades placenteras y el acceso a recursos de salud mental cuando sea necesario. La gestión efectiva del estrés no solo beneficia a los padres, sino que también crea un ambiente más tranquilo y equilibrado para los niños y niñas.

Desafío 3: equilibrio entre trabajo y crianza
Es fundamental establecer rutinas y horarios que equilibren las responsabilidades laborales y familiares. Los padres pueden buscar flexibilidad en el trabajo cuando sea posible, delegar tareas domésticas y compartir responsabilidades de crianza con sus parejas o redes de apoyo. 

Desafío 4: resolución de conflictos familiares
La comunicación abierta y honesta es muy valiosa a la hora de resolver conflictos familiares de manera constructiva. Los padres pueden practicar habilidades de escucha activa, expresar sus preocupaciones de manera respetuosa y buscar soluciones colaborativas. Además, modelar comportamientos de resolución de problemas y promover la empatía y el perdón en el hogar puede ayudar a los niños y niñas a aprender a manejar los conflictos de manera saludable.

Recursos y apoyo para padres

En UNICEF, nos esforzamos por proporcionar recursos útiles y apoyo a los padres interesados en practicar la parentalidad positiva. A continuación, encontrarás enlaces a algunos de nuestros recursos disponibles para mantenerte al día de nuestra labor, guías e informes sobre la infancia en España y el mundo:

El blog de UNICEFPublicacionesNoticias


O haz algo todavía más sencillo: suscríbete y te mantendremos al corriente de todo.

Preguntas frecuentes sobre la parentalidad positiva

A continuación, responderemos algunas preguntas comunes sobre la parentalidad positiva:

La parentalidad positiva se diferencia de otros enfoques de crianza en su énfasis en el respeto mutuo, la comunicación efectiva y el fomento del desarrollo integral del menor. Se centra en fortalecer la relación entre padres e hijos y promover un entorno cariñoso y seguro para su crecimiento y bienestar.

Lo más importante es predicar con el ejemplo: eres el mayor referente de tu hijo o hija, así que imitará tu buen comportamiento y cómo encaras los desafíos del día a día. Practicar la parentalidad positiva en la vida diaria implica cultivar relaciones respetuosas con tus hijos, establecer límites claros y consistentes, fomentar la comunicación abierta y honesta. También vas a necesitar practicar el autocuidado y buscar apoyo cuando sea necesario para mostrar una conducta ejemplar.

En casos con mayor dificultad, es importante buscar apoyo. Esto puede incluir hablar con un terapeuta, un consejero escolar o un médico de familia, unirte a un grupo de apoyo de padres, o participar en talleres o programas de crianza.

Los beneficios de la parentalidad positiva incluyen un mayor bienestar emocional, social y cognitivo, relaciones familiares más fuertes y saludables, mayor autoestima y resiliencia, y un mayor éxito académico y personal a lo largo de la vida.

Para aprender más sobre la parentalidad positiva, puedes explorar recursos en línea, como artículos, guías y webinars de organizaciones de confianza como UNICEF. También puedes participar en talleres o programas de crianza ofrecidos en tu comunidad o consultar libros y materiales educativos sobre el tema.

¿Te gustaría hacer algo extraordinario hoy?

Hazte socio. Elige ahora tu aportación mensual.

¿Sabes que puedes recuperar hasta un 80% de tus aportaciones? Más info

Desgravación fiscal

Deducción y desgravación de donaciones a UNICEF

Calcula cuánto te puedes desgravar.

Si has decidido hacerte socio o realizar un donativo puntual a UNICEF España te informamos que puedes desgravarte estas donaciones de tu declaración de la renta.

Éstas son las deducciones aplicables a las donaciones que se realicen a partir del 1 de enero de 2024 a favor de UNICEF España, con la entrada en vigor del Real Decreto-ley 6/2023, de 19 de diciembre, que modifica la Ley 49/2002, de 23 de diciembre, de régimen fiscal de las entidades sin fines lucrativos y de los incentivos fiscales al mecenazgo.

*Cuando durante 3 años se realicen donaciones a una misma entidad por importe igual o superior al del ejercicio anterior.
Personas Físicas (IRPF)Porcentaje de deducción
Primeros 250€80%
Resto a partir de 250€ 40%
Resto a partir de 250€ en Donaciones plurianuales* 45%
Límite deducción base liquidable10%
*Cuando durante 3 años se realicen donaciones a una misma entidad por importe igual o superior al del ejercicio anterior.
**Las cantidades que excedan de este límite se podrán aplicar en los períodos impositivos que concluyan en los 10 años inmediatos y sucesivos.
Personas Jurídicas (IS)Porcentaje de deducción
Donaciones en general40%
Donaciones plurianuales*50%
Límite deducción base imponible**15%
  • Si resides en País Vasco o Navarra las deducciones aplicables pueden ser diferentes.
  • Si eres persona física o jurídica no residente en España y obtienes rentas en nuestro país, tienes también un beneficio fiscal por el importe de tus donativos. Puedes consultarlo en https://sede.agenciatributaria.gob.es/
¿Cómo hago para que mis donaciones a UNICEF aparezcan automáticamente en el borrador de la Renta?

Recuerda que para que podamos informar a la Agencia Tributaria del importe de tus cuotas y donativos es imprescindible que nos hayas facilitado tu NIF y domicilio.

Por favor, si aún no lo has hecho, facilítanos estos datos:

Si quieres ampliar la información sobre estos beneficios fiscales, por favor, consulta la web de la Agencia Tributaria: https://sede.agenciatributaria.gob.es/

 

Si prefieres, contacta con nosotros en el 900 907 074 de lunes a viernes de 9:00h a 21:00h y sábados de 11:00h a 17:00h | [email protected]

Parentalidad positiva: qué es y cómo trabajarla