“Una nueva crisis humanitaria podría surgir para los niños de Nepal”

Declaración de Anthony Lake, director ejecutivo de UNICEF

"En primer lugar, hubo un acto devastador de la naturaleza: los terremotos que llegaron y dañaron tantas vidas. Ahora, las diferencias políticas entre los seres humanos suponen un nuevo golpe para los niños de Nepal. Y las fuerzas de la naturaleza pronto regresarán mientras el invierno agrava la pobreza.

La disminución de las reservas de gas, alimentos y medicinas, junto con el cierre de las escuelas debido a los conflictos políticos en las llanuras de Terai y la escasez de combustible en todo el país, no sólo están infligiendo daño a la vida de los niños ahora, sino que amenazan el futuro del propio país.

En los últimos días he podido ver por mí mismo que los refugios temporales construidos tras el terremoto, apenas podrán proporcionar una protección mínima cuando comience el próximo invierno. La cosecha en curso está debilitada a causa de las leves lluvias. El gas para las cocinas y otros combustibles son escasos. La carestía de medicamentos podría afectar gravemente a la capacidad para hacer frente a enfermedades como la neumonía en los próximos meses fríos. Una nueva crisis humanitaria, amenaza.

Solicitamos urgentemente a todos los implicados pensar no sólo en el próximo invierno, sino también en el futuro a largo plazo.

Sólo en el sur, se estima que más de un millón y medio de niños están fuera de la escuela.

Cuando las puertas de las escuelas están cerradas para los niños, se cierran también a sus sueños y ambiciones. Y por ende, al futuro de sus familias, sus comunidades y su nación.”

Para contribuir al trabajo de UNICEF en Nepal:

https://www.unicef.es/terremoto-nepal

Más información:

Marixie Mercado, Chief of Media, UNICEF New York, mmercado@unicef.org

Rupa Joshi, UNICEF Nepal, rjoshi@unicef.org

Belén de Vicente, UNICEF Comité Español, bvicente@unicef.es, 609 160 051 / 91 378 95 55