El duro invierno y las restricciones fronterizas, nuevos desafíos para los niños migrantes y refugiados

Las restricciones fronterizas y las duras condiciones climáticas están agravando las dificultades y los retos a los que se enfrentan las mujeres y los niños migrantes y refugiados, que suponen más de la mitad de todas las llegadas por mar.

Desde el comienzo de 2015 hasta noviembre, más de 876.000 personas han llegado a las costas europeas a través del Mediterráneo. La proporción de mujeres y niños ha seguido aumentando desde el verano. En junio, el porcentaje de mujeres y niños era de un 27% y en noviembre había aumentado hasta un 52%*.

Para reducir los riesgos y el sufrimiento al que se enfrentan mujeres y niños, UNICEF está desarrollando planes de contingencia y preparaciones para el invierno para adaptarse a una situación que cambia rápidamente.

“Hasta ahora, el invierno en Europa ha sido relativamente suave, pero eso está cambiando. Nuestra preocupación principal es que el frío y las restricciones fronterizas impredecibles dejen a miles de niños y niñas en el limbo, y ante el riesgo de contraer la gripe y enfermedades respiratorias”, explica Marie-Pierre Poirier, coordinadora especial de UNICEF para la crisis de migrantes y refugiados en Europa. “La ropa de abrigo, las bufandas, y los calcetines para bebés no son suficientes. Estos niños han sobrevivido a guerras, adversidad y dificultades; ahora necesitan estabilidad, protección y apoyo”.

UNICEF ya ha empezado a distribuir ropa de abrigo, calzado infantil, mantas y kits de higiene. También ha equipado los espacios amigos de la infancia con material impermeable y calefacción en los países con el mayor número de niños migrantes y refugiados: Croacia, la antigua República Yugoslava de Macedonia, Serbia y, en breve, Eslovenia y Grecia.

Dentro de las actividades para la preparación frente al invierno, UNICEF ha desarrollado planes de contingencia para responder a las necesidades que van teniendo mujeres y niños, y para adaptarse a los cambios en los patrones de rutas migratorias en Albania, Bosnia y Herzegovina, Bulgaria, Montenegro y Rumania, así como en Kosovo (resolución 1244 del Consejo de Seguridad de la ONU).

UNICEF está trabajando con ACNUR y Cruz Roja para aumentar la red existente de espacios amigos de la infancia y de espacios para madres y bebés en los Centros de Apoyo a Familias, para asistir y proteger a los niños y cuidadores con servicios como ayuda legal y restablecimiento del contacto entre familiares.

* Datos de la policía griega/ACNUR 30 Noviembre 2015

Más información:

Sarah Crowe, Jefa de Comunicación de Crisis, +1 646 209 1590, +41 79 543 80 29, scrowe@unicef.org

Christophe Boulierac, UNICEF Ginebra, +41 22 909 5716 / +41 799 639 244, cboulierac@unicef.org  

Belén de Vicente, UNICEF Comité Español, 609 160 051 / 91 378 95 55, bvicente@unicef.es