Declaración de Hanna Singer, representante de UNICEF en Siria, sobre el ataque cerca de otra escuela en Alepo

"En el ataque de ayer cerca de la escuela primaria Hatem Tai, en la ciudad de Alepo, han muerto cuatro niños y otros tres han resultado heridos. Los niños iban de camino a la escuela por la mañana, cuando los morteros golpearon la zona. 

Estos ataques mortales han ocurrido tan solo tres días después de que otros cinco niños murieran dentro de su escuela en la ciudad de Daraa. En Siria, hasta ir a la escuela es peligroso.

En la ciudad de Alepo, en los ataques indiscriminados en zonas pobladas, todos los días mueren o resultan heridos decenas de niños. Los que sobreviven, están siendo testigos de una violencia espantosa que ningún niño debería ver, dejándoles cicatrices físicas y psicológicas para toda la vida. Nada justifica la muerte de estos niños.

UNICEF pide a todas las partes en el conflicto que se proteja la vida de los civiles y que cesen los ataques en las infraestructuras civiles, incluyendo instalaciones educativas y escuelas, cumpliendo sus obligaciones en virtud del derecho internacional humanitario.

Los niños deberían de estar protegidos siempre”.

Para conocer más y colaborar con el trabajo de UNICEF en Siria:

http://www.unicef.es/infancia/emergencias-ayuda-humanitaria/crisis-en-siria

Más información:

Belén de Vicente

UNICEF Comité Español, Tel: 609 160 051 / 91 378 95 55

E-mail: comunicacion@unicef.es