Los niños migrantes en Estados Unidos carecen de protección y los servicios necesarios para garantizar su bienestar

La muerte de Valeria, de dos años de edad, pone de manifiesto que se necesita urgentemente una acción coordinada para abordar las causas fundamentales de la migración irregular y mantener a los niños seguros

NUEVA YORK, 26 de junio de 2019 – “Estoy profundamente preocupada por el bienestar de los niños migrantes en la frontera entre EE. UU. y México. Después de haberse enfrentado a viajes peligrosos, algunos niños, están ahora refugiados en instalaciones que no están equipadas para satisfacer las necesidades de esta población vulnerable.

Informes recientes procedentes de algunas de estas instalaciones son inquietantes. Los niños no deben estar en entornos inseguros que puedan causar estrés tóxico y daños irreparables a su salud y desarrollo. Esta es una situación grave que requiere medidas urgentes y fondos para proporcionar a los niños y las familias servicios y apoyo esenciales.

Es difícil comprender que esto pueda suceder en un país con una historia tan rica como defensor de los niños que pasan necesidad en todo el mundo, en particular de aquellos desarraigados de sus hogares y comunidades por la crisis. Se mire por donde se mire, estamos hablando de niños vulnerables, los he conocido.

La semana pasada, visité a niños y familias del norte de Centroamérica en un refugio para migrantes en Tijuana, México. Ninguno quería abandonar su país, pero todos sentían que no tenían otra opción debido a la amenaza de la violencia de pandillas o la pobreza opresiva.

Algunos niños ya llevaban consigo traumas provocados por las experiencias en sus países de origen o durante su ruta migratoria.

La desgarradora foto publicada ayer que muestra los cuerpos sin vida de la pequeña salvadoreña Valeria y su padre Óscar en la orilla del Río Bravo, es un recordatorio de los peligros que enfrentan los migrantes que intentan llegar a Estados Unidos. Es una imagen punzante que debería sacudirnos a cada uno de nosotros en lo más hondo.

UNICEF ya está trabajando en la región para ampliar el acceso a la protección, la educación y otros servicios para los niños migrantes, dondequiera que se encuentren.

Pero los países de origen, tránsito y destino también deben actuar e implementar una estrategia coordinada para garantizar los derechos, la protección, el bienestar y la dignidad de los niños migrantes y refugiados.

Ningún país puede hacerlo en solitario. Abordar las causas de la migración forzada y las necesidades de los niños desarraigados requiere de compromiso, decisión y de una inversión importantes".

Declaración de la directora ejecutiva de UNICEF, Henrietta Fore

Acerca de UNICEF

UNICEF promueve los derechos y el bienestar de todos los niños y niñas en todo lo que hacemos. Junto a nuestros aliados, trabajamos en 190 países y territorios para transformar este compromiso en acciones prácticas, centrando especialmente nuestros esfuerzos en llegar a los niños más vulnerables y excluidos para el beneficio de todos los niños, en todas partes. 

Para más información:

Belén de Vicente

UNICEF Comité Español, Tel: 609 160 051 / 91 378 85 91

E-mail: comunicacion@unicef.es