Aumenta la crisis de agua en Yemen

Se agota el combustible en las estaciones de bombeo de agua en Yemen, que atienden a más de 3 millones de personas, la mitad de ellas niños

Aumenta la crisis de agua en Yemen

AMMAN / SANA'A, 19 de diciembre de 2017- Las recientes restricciones a las importaciones de combustible en Yemen han provocado escasez y subidas de precios en todo el país, que han afectado gravemente al acceso a agua potable y a otros servicios vitales para los niños, como la atención sanitaria y el saneamiento. Los cortes son el último desafío para contener la diarrea acuosa aguda y el brote de cólera en un país que lleva décadas luchando contra la escasez extrema de agua.

"La escasez de combustible en Yemen está causando una crisis de agua y salud cada vez más profunda", declara Geert Cappelaere, director regional de UNICEF para Oriente Medio y África del Norte. "Esto no podría ocurrir en un peor momento para los niños de Yemen, que están afectados por la violencia, la desnutrición y un brote de enfermedades que incluyen diarrea acuosa aguda y cólera".

El coste del combustible diesel se ha duplicado en poco más de un mes, lo que pone en peligro la provisión de agua, en particular para las familias más pobres. Las estaciones de bombeo de agua, que atienden a más de 3 millones de personas a través de redes públicas en 14 ciudades, se están quedando sin combustible rápidamente.

Los precios del agua comercial transportada en camiones, una de las principales fuentes para la quinta parte de la población de Yemen, se han disparado. En promedio se han duplicado, pero en algunos lugares han aumentado hasta seis veces.

"Para más de dos tercios de los yemeníes que viven en la pobreza extrema, el agua segura ahora es completamente inaccesible", agrega Cappelaere.

Los niños menores de 5 años constituyen más de la cuarta parte del casi 1 millón de casos sospechosos de diarrea acuosa aguda y cólera. Más de 385.000 niños sufren desnutrición aguda grave y están luchando por sus vidas. El acceso deficiente al agua potable es también una de las causas más importantes de desnutrición.

UNICEF está suministrando casi 450.000 litros de combustible mensualmente para continuar operando estaciones de bombeo de agua en Sana'a, Hodeida y Hajjah, entre otras ciudades en todo el país. Pero UNICEF y otros aliados también se han visto afectados por la escasez de combustible y el aumento de los precios, lo que hace aún más difícil satisfacer las necesidades básicas de los niños.

"Las restricciones a la asistencia humanitaria y las importaciones de suministros para salvar vidas deben levantarse urgentemente para evitar que Yemen caiga aún más en el abismo", afirma Cappelaere. "Los niños de Yemen ya han sufrido demasiado y durante demasiado tiempo".

Acerca de UNICEF

UNICEF promueve los derechos y el bienestar de todos los niños y niñas en todo lo que hacemos. Junto a nuestros aliados, trabajamos en 190 países y territorios para transformar este compromiso en acciones prácticas, centrando especialmente nuestros esfuerzos en llegar a los niños más vulnerables y excluidos para el beneficio de todos los niños, en todas partes.

Para más información:
Belén de Vicente
UNICEF Comité Español, Tel: 609 160 051 / 91 378 95 55
E-mail: comunicacion@unicef.es