El viaje de Imanol Arias para dar voz a los niños de Siria

"Esta ciudad fantasma está llena de niños. Las tiendas de campaña se pierden en el horizonte, la vista no te da".
 
El embajador de UNICEF Comité Español Imanol Arias ha viajado a Jordania, donde ha conocido a niños y familias sirias refugiadas en el campamento de Za'atari, en el marco de la campaña de UNICEF y la Unión Europea (UE) Voces de los niños en emergencias
 
Allí viven 100.000 refugiados, la mitad niños, que le han contado cómo huyeron de Siria, del horror, de las bombas, de los muertos
 
Imanol Arias ha podido conocer también el trabajo de UNICEF y la UE y algunos de sus resultados, como el suministro de 3,8 millones de litros de agua cada día o los programas de apoyo psicosocial para miles de niños y niñas.
 
"Aquí tienen cubiertas sus necesidades y van a la escuela, pero echan de menos su país, sus casas y a todos los seres queridos que están en Siria", explica Imanol.
 
Una de las niñas que ha conocido en su viaje es Aya, a quien el actor ha querido ceder su voz para que todos podamos conocer su historia.
 

Siria: 3 años de guerra

Siria es uno de los lugares más peligrosos del mundo para los niños. Más de tres años de guerra han dejado profundas cicatrices en los 6,5 millones de niños sirios que sufren sus consecuencias.

Toda una generación de niños y niñas está en riesgo. Dentro de Siria hay 4,2 millones de niños afectados de los cuales 2,9 millones están desplazados a causa de la guerra.

Ya hay más de 1,4 millones de niños refugiados en los países vecinos (Jordania, Líbano, Irak, Turquía y Egipto) y esta cifra sube cada día. 

El mayor impacto lo padecen un millón de niños que viven atrapados en las zonas de Siria que están en estado de sitio o en las que el acceso de la ayuda humanitaria es difícil debido a la violencia continuada.

Jordania acoge a cerca de 600.000 refugiados sirios, de los que más de 310.000 son niños, y se calcula que a finales de este año la población de refugiados sirios en Jordania pueda alcanzar los 800.000.