El derecho a la educación de la juventud gitana en España no está garantizado

Un informe elaborado por la FSG en colaboración con UNICEF Comité Español revela que el éxito escolar del alumnado gitano es posible pero está muy lejos de ser una realidad

El fracaso escolar se ceba con la juventud gitana: el índice de abandono escolar del alumnado gitano quintuplica al del alumnado general.

 
Esta es una de las principales conclusiones del informe El alumnado gitano en Secundaria: un estudio comparado, elaborado por la Fundación Secretariado Gitano (FSG) en colaboración conUNICEF Comité Español, el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad y el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte.
 
“La educación es un derecho fundamental que tiene que estar garantizado y este estudio pone de manifiesto que para la juventud gitana no lo está. La Administración tiene que dar solución a esta situación, poniendo en marchamedidas de compensación, de apoyoy de refuerzo educativo adaptadas a las necesidades del alumnado gitano”, ha dicho el director de la FSG, Isidro Rodríguez, durante la presentación del informe.
 
A los 18 años se detectan diferencias sustanciales en lastasas de escolarización entre gitanos y el resto del alumnado. A esta edad estudia el 71,1% del conjunto de jóvenes, mientras que ese índice baja hasta el 20,8% entre la juventud gitana.
 
Otro dato del estudio que pone de relevancia la brecha educacional es el porcentaje de “ni-nis”: el 43,3% de los chavales gitanosde entre 15 y 19 años ni estudia ni trabaja, mientras que si hablamos de la población general el índice es del12,8%.
 
"El informe refleja la vulnerabilidad de la población gitana, especialmente de los niños y lasniñas, y pone el foco en la necesidad de que, como sociedad, nos hagamos cargo de ello (...) El compromiso debe ser de toda la sociedad y las alianzas se deben dar a todos los niveles", valoró por su parte el director ejecutivo de UNICEF, Javier Martos.
 

EL ÉXITO ESCOLAR DEL ALUMNADO GITANO ES POSIBLE

El estudio, elaborado a partir de 1.600 entrevistas, destaca que aún queda mucho camino por recorrer para garantizar la igualdad, si bien se han registrado avances durante las últimastres décadas. Así, la escolarización generalizada de las niñas y niños gitanos hasta los 14 años, y una visión más positiva de la educación y de la escuela por parte de la comunidad gitana, han posibilitado que se estén alcanzando mejores niveles de estudio.
 
“Pese a los datos arrojados por el informe, en la FSG sabemos que el alumnado gitano quiere y puedeestudiar, y los resultados de nuestro programa de apoyo y refuerzo educativo ‘Promociona’ son una prueba de ello”, aseguró la directora de la FSG en Extremadura, Mayte Suárez.
 
El éxito escolar del alumnado gitano es posible. En el curso académico 2012/2013, el 73,5% del alumnado gitano de 4º de la ESOculminó con éxito su educación obligatoria y el 96% de ellos continuaron con estudios postobligatorios.
 
Por otra parte, el 95% de la población gitana considera a la educación un vehículo muy importante para obtener el éxito y el  60 % de los jóvenes gitanos, entre 18 y 24 años, se reincorpora a los estudios como una alternativa para encontrar una mejor salida al mercado laboral.