Día de la Niña: ¿Quién es la chica más valiente que conoces?

Se han enfrentado a milicias armadas, a presiones familiares, a decisiones injustas e, incluso, a terremotos para salvarse o salvar a sus compañeras. Rescatamos las historias de las niñas más valientes que hemos conocido en nuestro trabajo. ¿Y para ti, quién es #LaNiñaMásValiente que conoces?

Día de la Niña

11/10/2019

¡No hay nada más inspirador que la historia de una niña valiente! Las niñas son imparables y solo necesitan un poco de apoyo para cambiar el mundo. Por eso, en el Día Internacional de la Niña, compañeras de UNICEF nos cuentan la historia de la niña más valiente que han conocido en los últimos años gracias a nuestro trabajo.

"Yo seré la primera", República Centroafricana

Somalia

"La conocimos en un centro de Formación Profesional que apoya UNICEF para antiguos niños y niñas soldado, como era su caso, en República Centroafricana. Era la única chica que había elegido la profesión de electricista. Cuando le preguntamos por qué, nos dijo: 'Porque no hay chicas en esta clase, así que yo seré la primera'", nos explica Lorena Cobas, de nuestro equipo de Programas.

Adriana, Cuba

UNICEF Cuba

A Adriana, de Cuba, lo que le atraen son los tornos. "Prefiero crear piezas pequeñas, como tornillos y roscas, porque son más difíciles de hacer”.  A los nueve años fundió por primera vez un pedacito de metal para poder apoyar los pies en su bici e ir más cómoda y, seis años después, ha escogido la tornería como oficio.

Se forma en una escuela que apoyamos desde el Comité Español y cada día tiene que enfrentarse a los marcados estereotipos que rodean a su especialidad. El 85% de los estudiantes de escuelas de oficios en la región caribeña son hombres. Pero Adriana no se rinde y sigue apostando por ser la mejor haciendo las tareas más difíciles, las que más le gustan. Su historia nos la cuenta otra Adriana, en este caso nuestra compañera Adriana Castillo, del equipo de Cuba. 

Nabiha, Siria

"Conocí a Nabiha en noviembre de 2015, en un espacio amigo de la infancia de UNICEF en Presevo, Serbia. Tenía 12 años y había salido de Alepo, en Siria, hacía 20 días huyendo de la guerra", nos cuenta Belén Ruiz-Ocaña, de nuestro equipo de Comunicación

En la frontera con la antigua República Yugoslava de Macedonia, le habían pintado una mariposa en la cara. Y así recorrió ese último tramo hasta Presevo, con una mariposa en su mejilla que le quitaba un poco el miedo.

Presebo, Serbia

"Estoy bien, pero cansada", nos respondió cuando le preguntamos qué tal se encontraba. Y no pudimos imaginar lo que sería para una niña de 12 años pasar 20 días huyendo hacia quién sabe dónde. Y lo que quedaba.

En Presevo iba a pasar solo unas horas, hasta que su familia se registrara y lograra entrar en un bus o en un tren que les llevaría al siguiente destino: Croacia. Y desde allí tendrían que seguir hasta otro país donde tratar de asentarse. Su familia quería llegar a Alemania. Y ella tenía un empeño, un sueño: ser peluquera.

Cuando, ingenuamente, le pregunté si querría volver a su país, me soltó el “NO” más rotundo que he oído en mi vida. Sorprendía que saliera de la boca de una niña de 12 años. Pero tenía motivos claros: había visto muertos en la calle y muchos amigos del colegio habían perdido a sus padres. No quería pasar por eso nunca más", nos cuenta Belén Ruiz-Ocaña, de nuestro equipo de Comunicación.

Valientes contra el matrimonio infantil, Etiopía

Valientes contra el matrimonio infantil

Nuestra compañera Amanda Westfall, del equipo de Etiopía, no puede quedarse con la historia de una sola niña y nos habla de Ayate, Ashe, Biftu, Anifa Asiya, y de cómo todas ellas conocían sus derechos y fueron lo suficientemente valientes como para ejercerlos.

Dijeron "NO" al matrimonio infantil a pesar de la presión de su comunidad, en Oromía. Tuvieron que trabajar muy duro para convencer a sus familias de que lo que deseaban y necesitaban era seguir estudiando hasta, al menos, cumplir la mayoría de edad, para poder tener un futuro mejor. Ahora no solo van a clase, sino que inspiran a sus amigas y vecinas para hacer los mismo.

Detrás de cada niña, una historia de valentía

Otras compañeras nos han recordado las historia de muchas más niñas como Arlène, Johanna, Boodor o Shampa. Lo cierto es que tras cada niña y joven hay una historia de valentía. ¿Cuál es la tuya? Compártela en tus redes sociales con el hashtag #LaNiñaMásValiente.

 

¿Te gustaría hacer algo extraordinario hoy?

Hazte socio. Elige ahora tu aportación mensual.

Si prefieres, contacta con nosotros en el 900 907 074 de lunes a viernes de 9:00h a 21:30h y sábados de 11:00h a 17:00h | socios@unicef.es