Níger se prepara para una época de escasez de alimentos: UNICEF, el Programa Mundial de Alimentos y el Gobierno lanzan una campaña de nutrición para 500.000 bebés

Alrededor de 800 bebés de entre 6 y 23 meses de edad han recibido hoy en Koléram, una aldea de la región de Zinder (Níger), la primera de una serie de cuatro raciones mensuales de alimentación suplementaria. La distribución de hoy, realizada por la ONG nigerina Karkara, marca el inicio de una campaña de nutrición global que proporcionará alimentación complementaria a unos 500.000 niños, independientemente de su estado nutricional, entre mayo y agosto de 2010.
Más de la mitad de la población se encuentra en situación de inseguridad alimentaria

Koléram (Níger) – El objetivo es evitar que se deteriore el estado nutricional de losbebés de entre 6 y 23 meses, que son más vulnerables a la escasez de alimentos que caracteriza a la época previa a la recogida de la cosecha en octubre.

El Ministro de Salud Pública de Níger, Pr. Nouhou Hassan, ha sido el encargado de lanzar oficialmente la campaña de nutrición, junto a los directores en Níger de UNICEF y del Programa Mundial de Alimentos (PMA), y las autoridades locales de Zinder.

Esta operación, apoyada por el PMA, UNICEF y 13 organizaciones no gubernamentales, forma parte de la respuesta del Gobierno y el Plan de Acción de Emergencia Humanitaria que se puso en marcha después del llamamiento lanzado por el Gobierno el pasado 10 de marzo.

“Los 500.000 niños seleccionados se encuentran en zonas con tasas globales de malnutrición aguda por encima del umbral de emergencia del 15% (según la definición de la Organización Mundial de la Salud, OMS) en la Encuesta de Nutrición y Supervivencia Infantil de junio-julio de 2009, y en las áreas de inseguridad alimentaria identificadas durante la última encuesta nacional, explica Hassan.

Todas las regiones de Níger, excepto Niamey, se beneficiarán de esta campaña de distribución general de alimentos suplementarios en 2010, para reducir las tasas de malnutrición de un país donde uno de cada dos niños sufre retrasos en el crecimiento.

“Los niños son los primeros que sufren los impactos climáticos, una situación que estamos experimentando hoy en día: cada vez más niños son ingresados en centros de alimentación terapéutica”, ha declarado Guido Cornale, Director de UNICEF Níger. “Para evitar que su salud se deteriore, UNICEF apoya la formación de registradores de nacimiento, la movilización de la comunidad y la creación de conciencia, así como el análisis de la malnutrición en los niños. Estas actividades de carácter preventivo son cruciales para combatir la situación y asegurarse el éxito de la campaña de nutrición global”.

La Dirección de Nutrición del Ministerio de Salud Pública, junto con las autoridades locales, coordina la implementación de esta campaña.

La ración mensual de alimento complementario de un niño contiene 8,3 kilos de alimentos reforzados para paliar carencias en micronutrientes (CSB+, en sus siglas en inglés), con azúcar y 0,75 kilogramos de aceite enriquecido con Vitamina A. Se necesitan un total de 17.700 toneladas de comida, proporcionada por el PMA, para alimentar a 500.000 niños.

El ajustado margen de tiempo para la movilización de recursos, aprovisionamiento y envíos de comida para esta actividad ha sido un desafío, apunta Richard Verbeek, Director del PMA en Níger. Las cantidades necesarias de comida estaban disponibles sólo a nivel internacional, y siendo Níger un país sin acceso al mar iban a tardar dos o tres meses en llegar. El PMA, agrega, tuvo que impulsar los fondos con anterioridad, en marzo, para asegurar que se implementaba a tiempo.

Como las raciones no son “listas para usar”, la población recibe instrucciones sobre su preparación (cómo mezclar la comida y en que proporciones), así como sobre el uso y almacenaje de la avena.

Tras las imprevisibles lluvias de 2009, más de la mitad de la población de Níger se encuentra en una situación de inseguridad alimentaria, con 3,4 millones que necesitan ayuda inmediata. La tasa global de malnutrición aguda y severa son de un 12,3% y un 2,1%, respectivamente, según el último informe sobre Nutrición y Supervivencia Infantil.

Más información:

Anne Boher,
Departamento de Comunicación, UNICEF Níger
+ 227 96 96 21 59;
aboher@unicef.org

Aline Samu,
Departamento de Comunicación, PAM Níger
+ 227 97 53 90 65;
aline.samu@wfp.org

Ildefonso González,
Dirección de Comunicación, UNICEF España
91 378 95 58 – 609 160 051;
ildefonsogonzalez@unicef.es