Reconocimientos Ciudades Amigas de la Infancia 2009

Redacción UNICEF

Redacción UNICEF


Madrid, Segovia, Humanes de Madrid y Vejer de la Frontera han sido nombradas Ciudades Amigas de la Infancia, en reconocimiento a su labor de promoción de los derechos de los ciudadanos más jóvenes en el ámbito local y del fomento de la participación infantil y juvenil en los procesos en la toma de decisiones sobre las políticas que les afectan

Además de los cuatro municipios nombrados Ciudades Amigas de la Infancia, se reconoce la labor de diferentes municipios y ciudades en acciones específicas que fomentan elbienestar de los niños y las niñas. Entre estas acciones destacan las llevadas a cabo por Santander, Palma de Mallorca, Pozuelo de Alarcón, Rivas Vaciamadrid, Candelaria (Tenerife), Noaín (Navarra), Mollerussa (Lérida), Diputación Provincial de Sevilla, Somiedo y  Belmonte de Miranda (Asturias), en temáticas tan diversas como educación o participación.

También se hace mención especial a Cáceres, Carrión de los Céspedes (Sevilla), Málaga, Avilés, Marmolejo (Jaén) y Alcalá de Henares (Madrid), por las iniciativas y las políticas a favor de la infancia desarrolladas a lo largo de 2008.

Los reconocimientos que se entregan se incluyen dentro del Programa Ciudades Amigas de la Infancia que puso en marcha en el año 2000 UNICEF-Comité Español con la coordinación y colaboración del Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales, la Federación Española de Municipios y Provincias y la Red Local a Favor de los Derechos de la Infancia y la Adolescencia. Elobjetivo del programa es promover laaplicación de la Convención de los Derechos del Niño en el ámbito local a través del trabajo conjunto con entidades locales españolas.

Programa Ciudades Amigas de la Infancia

Bajo el interés común de la infancia, el programa insta a administraciones y gobiernos locales al desarrollo e implementación de estrategias que giren alrededor del bienestar del niño, fortaleciendo sus derechos, fomentando su participación y haciendo de las ciudades entornos más favorables para todos, especialmente y de acuerdo con UNICEF, para los más jóvenes.

Este programa se enmarca dentro de la Iniciativa mundial de Ciudades Amigas de la Infancia que se desarrolla desde 1996 y que ha impulsado el aumento de municipalidades, tanto en países en desarrollo como en varias naciones europeas, que mantienen el firme propósito de convertirse en “Amigas de la Infancia”.

Para convertirse en Ciudades Amigas de la Infancia es necesario seguir unas líneas globales, aunque no únicas, como, por un lado, trabajar con la infancia del municipio su participación real en la toma de decisiones, bien a través de Consejos de Infancia o bien con Foros Estables de Participación Infantil en el Ayuntamiento, y, por otro lado, elaborar planificaciones municipales que garanticen a la infancia servicios básicos como salud, educación, protección y seguridad en sus calles y un medioambiente no contaminado con amplios espacios verdes para plantas y animales.