Llegan al sur del Líbano los primeros suministros enviados por UNICEF

El primer convoy de ayuda humanitaria para la infancia llegó a Tyre, en el sur del Líbano. El convoy de Naciones Unidas contiene 40 toneladas de provisiones de emergencia, destinadas a las decenas de miles de niños y niñas desplazados a causa de las hostilidades entre Israel y Hezbolá. UNICEF Comité Español ha enviado 100.000 euros de su fondo de emergencia para la actuación de UNICEF en Líbano

Para apoyar el trabajo en la región, UNICEF ha solicitado 23,8 millones de dólares para sus propias operaciones de socorro en el Líbano. Esto es parte de un llamamiento más amplio de las Naciones Unidas de 150 millones de dólares para ayuda de emergencia a este país.

El llamamiento de UNICEF, que se llevó a cabo de manera conjunta en Beirut y la sede de las Naciones Unidas en Nueva York, constituyó una exhortación a la comunidad internacional para que ayude a los niños y niñas desplazados y refugiados y a sus familias en este momento de necesidad crítica.

"Decenas de miles de niños y niñas viven en escuelas, patios, mezquitas e iglesias. Todos ellos tienen acceso muy limitado al agua potable y a las instalaciones de saneamiento ambiental", explicó Rima Salah, Directora Ejecutiva Adjunta de UNICEF al anunciar el llamamiento en Nueva York. "Muchos de los que han tenido la suerte de sobrevivir han sido testigos de la muerte o las lesiones sufridas por seres queridos, o de la destrucción de su entorno. Muchos de ellos viven bajo constante temor, en un clima de ansiedad".

Alcanzando a los más vulnerables

Al menos 710.000 civiles libaneses han sido desplazados hasta ahora debido al conflicto. De éstos, aproximadamente medio millón se encuentranrefugiados en casas de parientes o amigos, o en iglesias y mezquitas.

Aproximadamente 100.000 han huído a Siria, Jordania, Chipre y al Golfo mientras más de 110.000 están refugiados en escuelas.

UNICEF estima que el 45 por ciento de los desplazados son niños y niñas, al igual que más de un tercio de fallecidos y heridos.

En una declaración, la Directora Ejecutiva de UNICEF, Ann M. Veneman, destacó la importancia de beneficiar a los niños y niñas más vulnerables. "El acceso sinobstáculos es un elemento fundamental de cualquier respuesta humanitaria y una obligación bajo el derecho internacional", dijo Veneman, durante una misión en Ghana. "Es urgente llegar a esos niños con ayuda de emergencia y suministros que pueden significar la diferencia entre la vida y la muerte".

Envío de provisiones

UNICEF ha sido designado como la organización líder de las Naciones Unidas en el ámbito de agua y saneamiento en el área de conflicto.

En el sur del Líbano, hoy fueron entregadas 1.800 cajas de pastillas para purificación del agua, 110 kits familiares básicos para el agua, 1.000 bolsas de pañales, 2.000 bolsas de compresas higiénicas femeninas y 175 cajas de jabón. UNICEF ha proporcionado 1,2 millones de dólares para provisiones médicas y otra ayuda inmediata.

El fin de semana pasado se despachó desde el almacén de UNICEF en Copenhague, Dinamarca, el primer cargamento de suministros de emergencia. Entre ellos:medicamentos básicos, además de equipos y elementos relacionados con el abastecimiento de agua potable y saneamiento ambiental suficientes para unas 1.700 familias.

Rima Salah indicó que las familias que han logrado eludir la violencia confrontan ahora nuevas amenazas. "Esas familias corren peligro de enfermedades debido a la carencia de atención médica, agua potable y saneamiento ambiental adecuado", explicó. "UNICEF colaborará con los demás organismos de las Naciones Unidas, los gobiernos, las organizaciones no gubernamentales y otros aliados a fin de ayudar a esos niños y niñas desplazados".

Protección de la infancia

El Embajador del Líbano ante las Naciones Unidas, Nouhad Mahmoud, señaló que los niños y niñas sufren los efectos más graves de la catástrofe, y añadió que los continuarán padeciendo en los meses venideros.

"A largo plazo, resultará gravemente afectada la educación escolar de los niños y niñas del Líbano, porque sus escuelas se han transformado en albergues para los refugiados y desplazados", detalló el Embajador. "En todas las poblaciones del Líbano hay escuelas que albergan a los refugiados. Eso no sólo afecta a los desplazados, sino a toda la población".

Muchos países del Golfo ya se han comprometido a brindar apoyo financiero al Líbano, y se espera que otros respondan también a la situación por la que pasa ese país. Una de las primeras naciones donantes fue Qatar, cuyo Embajador ante las Naciones Unidas, Nassir Al Nasser, encomió la labor de UNICEF en el Líbano y agregó que su país continuará realizando contribuciones en los próximos días.

UNICEF Comité Español ha enviado 100.000 euros de su fondo de emergencia para la actuación de UNICEF en Líbano.