Bangladesh: el monzón amenaza de nuevo a miles de niños refugiados rohingya

Hay más de 5 millones de niños afectados por lluvias y deslizamientos de tierra en Bangladesh, India y Nepal

Monzón Bangladesh amenaza niños rohingya

10/07/2019

Un año tras otro, el monzón amenaza la vida de miles de niños y sus familias rohingyas refugiados en Bangladesh. Las inundaciones y los deslizamientos de tierra provocados por las fuertes lluvias de los últimos días han afectado especialmente a más de 4.000 familias en los asentamientos de Cox’s Bazar, pese a que las viviendas de muchas de ellas ya se habían reubicado en zonas menos peligrosas.

•    Cinco de nuestros centros educativos presentan daños severos y más de 750 daños parciales, lo que ha provocado que se interrumpan las clases de más de 60.000 niños.
•    Al menos 12 centros de protección infantil también están dañados y un parque infantil ha quedado totalmente inundado.
•    Unos 47 puntos de distribución de agua tienen daños, y los desperfectos se extienden por toda la red de suministro.
•    Más de 600 letrinas necesitan ser reparadas, por lo que ha aumentado el riesgo de enfermedades como la diarrea acuosa aguda, a la que los niños son especialmente vulnerables. 

“Las condiciones en los asentamientos y en las comunidades de acogida se están deteriorando rápidamente debido al mal tiempo, y las necesidades humanitarias se van multiplicando, mientras se espera un fuerte aguacero”, nos cuenta nuestro representante en Bangladesh, Alain Balandi.

“Mientras siga lloviendo, seguirá aumentando el riesgo de deterioro de las condiciones sanitarias, y las personas afectadas, especialmente los niños, podrían contraer enfermedades transmitidas por el agua. Para nosotros es vital garantizar que las familias y los niños tengan acceso a agua potable y un saneamiento adecuado, para poder protegerlos”, explica nuestra responsable en Cox’s Bazar, la española Berta Travieso.

Nuestra labor en estos momentos se centra en:

  • Desinfectar los pozos y sistemas de alcantarillado contaminados. También estamos distribuyendo 7,5 millones de tabletas potabilizadoras y kits de higiene, bidones y lejía en los distritos más afectados de las zonas norte y costera.
  • Proporcionar educación de emergencia en un entorno protector para los niños cuya educación se ha visto interrumpida. Además, estamos distribuyendo escuelas temporales con suministros de emergencia.
  • Evaluar y atender las necesidades de madres y niños desplegando equipos de personal sanitario y de nutrición

Más de 5 millones de niños afectados en el sureste asiático

El monzón no solo ha golpeado los campamentos de refugiados en Bangladesh, sino también otras partes del país e incluso ha llegado a India y Nepal, dejando ya más de 300 muertos en las últimas semanas. Unos 12 millones de personas, incluidos unos 5 millones de niños y niñas, están afectadas.

Mientras muchas zonas permanecen inaccesibles debido a los daños en las carreteras, puentes y vías de ferrocarril, las necesidades más urgentes de los niños son agua limpia, suministros de higiene para prevenir la propagación de enfermedades, suministros alimentarios y lugares seguros para jugar en los centros de evacuación. 

Estamos trabajando sobre el terreno. en estrecha coordinación con los gobiernos de cada uno de los tres países y con sus aliados humanitarios, para aumentar la respuesta y abordar las necesidades más inmediatas de los niños y familias afectados

  • En India, hay más de 10 millones de personas damnificadas, de las que más de 4,3 millones son niños, en Assam, Bihar, algunas partes de Uttar Pradesh y otros estados del noreste. Solo en Assam, casi 2.000 escuelas están dañadas por las inundaciones.
  • En Nepal, más de 68.000 personas están desplazadas temporalmente, casi 29.000 niños, en el centro y este del país. No obstante, muchas familias afectadas han comenzado a volver a casa porque las lluvias han disminuido y el nivel del agua ha bajado. 
  • En Bangladesh, las lluvias del monzón alcanzan a la mayor parte del país, especialmente en el centro, norte y sureste. Hay más de 2 millones de damnificados, entre ellos unos 700.000 niños. Hay más de 367.341 casas dañadas o destruidas, y 1.866 escuelas de educación primaria también han sufrido daños.

Miles de niños rohingya huyen de la violencia. Ayúdanos a salvar sus vidas.

Dona ahora

 

Si prefieres, contacta con nosotros en el 900 907 500 de lunes a viernes de 9:00h a 21:30h y sábados de 11:00h a 17:00h | socios@unicef.es

Donar por transferencia bancaria:

Banco Santander ES26 0049 1804 16 2610410756