Vacunas coche por coche para detener la polio

Post de Gulistan Mirzaei, UNICEF en Afganistán.

Las bocinas de los coches y el tintineo de camiones de colores vivos llenan el aire mientras soldados afganos hacen guardia en un puesto de control de Kabul, Afganistán.

Decenas de miles de vehículos pasan cada día por este punto para entrar en Kabul desde varias provincias orientales y desde Pakistán.

Nikzad, de 18 años, es vacunador voluntario en la campaña de vacunación de emergencia de UNICEF y sus aliados para detener la propagación del virus tras confirmarse un caso de polio.

Afganistán es uno de los tres únicos países, junto con Nigeria y Pakistán, donde la polio es endémica. Este es el primer caso diagnosticado en Kabul desde 2002.

La importancia de la prevención

Por eso se ha intensificado la vacunación en los puntos de entrada a Kabul. Los voluntarios buscanniños menores de 10 años en cada coche. 

Nikzad para un pequeño camión con tres niños en la parte trasera. "¿Qué edad tienen sus hijos?", pregunta al conductor. 

Dos de ellos son menores de 10 años. El vacunador examina sus pequeñosdedos para ver si tienen la marca de tinta púrpura que indicaría que han sido vacunados recientemente. No es así, por lo que saca la vacuna de una caja fría que la mantiene entre 2° y 8° C en todo momento. 

"Esta vacuna previene la parálisis infantil”, explica a la familia. De inmediato dan su aprobación para que los niños reciban las dos gotas de la vacuna. Después Nikzad marca sus dedos.

Gholam Raziq Siddiqi, funcionario del programa contra la polio de la OMS, espera que cada día entre 700 y 800 niños sean vacunados en este puesto de control.

"Cualquier persona puede ser portadora del virus, incluso los adultos, por lo que tenemos que vacunar a todos los niñosde hasta 10 años".

Siddiqi trabaja por la erradicación de la polio desde 2000, y ha visto un cambio en la percepción de la genteacerca de la enfermedad y la vacuna.

"No tenían suficiente información sobre sus consecuencias en la salud de los niños”, dice. "Pero gracias a los medios de comunicación, carteles o los discursos de los líderes religiosos en las mezquitas, hay mayor conciencia sobre la polio y permiten que sus hijossean vacunados”.

vacunando puerta a puerta

Al otro lado de Kabul, 53 equipos de dos voluntarios van puerta a puerta para vacunar a los niños menores de 5 años. El doctor Sakhi, coordinador en uno de los distritos, dice que la mayoría de las familias sonreceptivas a la vacuna contra la polio.

“Si una familia se niega a vacunar a sus hijos el voluntario lo anota", explica . "Luego vamos a la casa y explicamos a la familia que la vacuna no tiene ninguna consecuencia negativa, y que si un niño no se vacuna es un riesgo para el resto de niños afganos".

Los equipos puerta a puerta suelen vacunar entre 100 y 300 niños al día, en función de la accesibilidad de la zona.

"Nuestro trabajo es llegar a cada casa y darle a cada niño dos gotas de la vacuna contra la polio para que, en el futuro, seamos como los demás países y obtengamos el éxito de deshacernos de esta enfermedad mortal ", dice el doctor Sakhi.