Pedimos en el Senado el fin de la criminalización de los niños migrantes

Nuestro presidente, Gustavo Suárez Pertierra, ha pedido en el Senado colaboración para crear un verdadero cordón sanitario a nivel político frente al discurso del odio hacia los niños migrantes no acompañados y los jóvenes migrantes extutelados.

“Ningún esfuerzo de atención e integración social va a dar resultado mientras esto no se consiga

22/02/2021

“Ningún esfuerzo de atención e integración social va a dar resultado mientras esto no se consiga", ha señalado nuestro presidente. Según ha explicado Gustavo Súarez Pertierra, el fenómeno de estigmatización y criminalización colectiva de los niños migrantes no acompañados en España es una de las señas de identidad más preocupantes que tenemos sobre nuestras espaldas en este momento, y tenemos los ojos de la comunidad internacional mirando qué estamos haciendo para remediarlo.

Urge abandonar las generalizaciones y la criminalización de todo un colectivo, trabajar para garantizar una atención adecuada y adaptada a sus necesidades, acabar con las trabas para conseguir permisos de residencia y trabajo, y generar fórmulas que permitan su inserción educativa y sociolaboral. 

Urge trabajar para garantizar una atención adecuada

A los niños y jóvenes siempre hay que mirarlos en clave de oportunidad. Ellos son el futuro, pero también el presente. Historias como la de este chico costamarfileño de 17 años - a quien conocimos en Cádiz días después de llegar a España -, nos lo recuerdan cada día: “Vengo aquí porque mi hermana pequeña no tiene las medicinas que necesita. Estoy desesperado por hacer algo. Soy costurero en mi país, pero estoy dispuesto a aprender lo que haga falta. Casi pierdo mi vida en la patera por llegar aquí. ¿Entiendes que no puedo quedarme de brazos cruzados?”. 

No nos cabe duda de que nadie quiere que estos niños y jóvenes sigan jugándose la vida para venir a nuestro país. Pero esto seguirá ocurriendo mientras no haya vías legales y seguras para migrantes adultos, más oportunidades para que un joven inicie un proyecto formativo o educativo en Europa, y hasta que no se aborden correctamente las causas subyacentes de los desplazamientos forzosos.

Impulsar a la infancia y la juventud para salir de esta crisis

Hay una realidad a la que hay que mirar de frente: estos niños, niñas y adolescentes están aquí, y nos movemos dentro de un marco internacional y nacional jurídicamente vinculante que garantiza sus derechos y nos genera obligaciones concretas.

Como sociedad debemos empeñarnos en observar el fenómeno migratorio de los niños y jóvenes en clave de oportunidad. Porque, garantizar los derechos de estos niños no solo es una obligación jurídica y moral, que lo es, y fundamental; pero es también una opción inteligente desde el punto de vista social, demográfico y económico. Porque cuando la infancia crece, todos crecemos. Porque solo impulsando a la infancia y la juventud se puede salir esta crisis multifacética y sin precedentes para nuestra generación.

Para lograrlo, contamos con una hoja de ruta impulsada por la comunidad internacional -el Pacto de Naciones Unidas para una Migración Segura, Ordenada y Regular -, pero necesitamos también una verdadera Estrategia Nacional sobre niños migrantes no acompañados y jóvenes extutelados en España.

Dicha Estrategia debe estar en consonancia con la Convención sobre los Derechos del Niño, y garantizar responsabilidades equilibradas en todo el territorio español frente al fenómeno migratorio, un compromiso político y presupuestario sostenido, un cordón sanitario frente al odio y el estigma, y liderazgo al más alto nivel político. 
 

Sara Collantes

Especialista en Políticas de Infancia de UNICEF España

¿Te gustaría hacer algo extraordinario hoy?

Hazte socio. Elige ahora tu aportación mensual.

Si prefieres, contacta con nosotros en el 900 907 074 de lunes a viernes de 9:00h a 21:00h y sábados de 11:00h a 17:00h | socios@unicef.es