De la desnutrición a la Universidad: conoce la historia de la familia Suttaraura

Hoy, te queremos contar cómo, en 18 años, has logrado cambiar las vidas de los gemelos Josué Abdías y Josué Abraham.

De la desnutrición a la universidad

30/10/2019

El camino que va desde una pequeña comunidad del altiplano peruano hasta la Universidad en Cuzco no es sencillo. Está lleno de dificultades y obstáculos. Y más, si partes de una posición complicada porque durante la infancia has sufrido las consecuencias que comporta padecer desnutrición. ¡Pero, con un poco de ayuda, no es imposible!

Cuando Josué Abdías y Josué Abraham nacieron en el 2000 en la comunidad de Hanaq Chuquibamba, en Perú, su familia no contaba con muchos recursos y su comunidad padecía algunas carencias. El resultado es que los dos cayeron en las guerras de la temida desnutrición. Su familia y sus vecinos no se rindieron y buscaron toda la ayuda posible para que los pequeños pudieron salir adelante. ¡Y lo lograron!

Hoy, los dos son adolescentes sanos y fuertes que se están preparando para entrar a la Universidad en pocas semanas. 

¿Cómo lo hemos logrado?

El giro en la vida de estos gemelos se asemeja al éxito de Perú en la lucha contra la desnutrición. En el año 2000, casi uno de cada tres niños en el país padecía desnutrición crónica. Hoy, gracias en parte a intervenciones como las nuestras, de la que los gemelos se han beneficiado, la prevalencia es de solo un 12.9%.

El éxito en el trabajo contra la desnutrición en el país andino responde a múltiples factores. Entre ellos, el continuado y esforzado trabajo de organizaciones como la nuestra. Gracias al apoyo de personas comprometidas con la infancia, podemos desarrollar iniciativas con enfoques integrales y en común con otros actores políticos y sociales para atajar la desnutrición y salvar vidas como las de Josué Abdías y Josué Abraham.

El liderazgo comunitario ha sido clave otras de las claves de este trabajo. Igidio Suttaraura, el padre de los gemelos, nos cuenta cómo el trabajo de UNICEF con la comunidad para monitorizar el estado nutricional de los niños de la zona, garantizar su acceso a servicios de salud y nutrición, y difundir conocimiento sobre alimentación y otras prácticas de cuidado ha ayudado muchísimo a que sus hijos lograran curarse.

Sin el apoyo de UNICEF, no sé qué habría sido de ellos

"Sin el apoyo de UNICEF y sin el de toda la comunidad, que se ha unido para dar un buen inicio en la vida a todos los niños, no sé qué habría sido de mis hijos. Que hayan crecido fuertes y saludables y se estén preparando para ingresar a la universidad es el resultado del esfuerzo de darles una buena nutrición y todos los cuidados que le hemos brindado desde pequeños", nos explica emocionado Igidio.

Sin embargo, la lucha contra la desnutrición en Perú no ha terminado y no podemos bajar la guardia. Nos preocupa la persistente prevalencia de formas de hambre oculta, particularmente la anemia por deficiencia de hierro, y, cada vez más también, el sobrepeso.

Nosotros, como hizo la familia Suttaraura y toda la comunidad de Hanaq Chuquibamba no pensamos rendirnos hasta poner a todos los niños de Perú y del mundo a salvo de enfermedades prevenibles como la desnutrición. Tú puedes ayudarnos a salvar vidas.

*Esta historia forma parte del Estado Mundial de la Infancia 2019: Niños, alimentos y nutrición

Tu ayuda es imprescindible para cambiar sus vidas. Hazte socio

Elige ahora tu aportación mensual

Si prefieres, contacta con nosotros en el 900 907 074 de lunes a viernes de 9:00h a 21:30h y sábados de 11:00h a 17:00h | socios@unicef.es