Planteamiento didáctico para "salud e higiene" en preescolar

En esta entrada me gustaría hacer entrega de un pequeño resumen de lo que podría ser el planteamiento inicial a desarrollar a posteriori para una unidad didáctica completa en niños de temprana edad. La higiene en los más pequeños es algo fundamental y un hábito que se debe adquirir desde que los niños son bien pequeños, ya que así, cuando sean adultos, tendrán establecida una rutina de higiene que repetirán sin pensárselo dos veces. Pero, ¿sabes cuáles son las técnicas de higiene que los niños deben aprender desde pequeños? Si no sabes la respuesta, no te preocupes ya que, a continuación, te las presentamos.

Ten en cuenta que la gran mayoría de los hábitos de higiene se suelen adquirir durante la infancia, en torno a los 3 o 4 años y que, cuando se adquieren, no se olvidan jamás.

¿Qué beneficios tienen los hábitos de higiene en los niños?

Para los niños y niñas y, para las familias en general, los hábitos de higiene suelen presentar grandes beneficios o ventajas, entre las cuales se podrían destacar las siguientes:

  • Contribuyen a una socialización adecuada.
  • También contribuyen al bienestar físico del organismo.
  • Colaboran al bienestar psíquico del niño.
  • Permiten economizar tiempo y esfuerzo intelectual.

¿Cómo inculcar hábitos de higiene en los niños en edad preescolar?

Fundamentalmente, se podría decir que los hábitos de higiene en los más pequeños es una cuestión de responsabilidad totalmente individual que se adquiere a través de un proceso de educación.

Eso sí, desde la escuela es desde donde se deben fomentar estos hábitos de higiene a través de programas de educación, aunque también los padres deben fomentar dichos hábitos, ayudando a sus hijos y acompañándolos en el aprendizaje de las técnicas de higiene.

¿Cómo enseñar a los más pequeños a cepillarse los dientes?

El cepillado de los dientes es una de las técnicas de higiene más básicas y lo normal es que, cuando el niño tiene 2 años se comience a enseñarle a lavarse los dientes y a los 3 años ya tienen el hábito adquirido.

 

Para despertar el interés en tu hijo por esta tarea, lo mejor es que le compres un cepillo infantil y que tú te cepilles los dientes junto a él y, además, es importante enseñarle que no coma nada después de cepillarse los dientes.

En cuanto al procedimiento, estos son los pasos que deberías seguir:

  1. Lo primero es que el niño se lo tome como un juego frente al espejo. El juego consiste en sacar la lengua, abrir mucho la boca y usar el cepillo dentro de ella.
  2. Como sabrás a los niños les encanta hacer cosas de mayores así que para llamar su atención, nada mejor que decirle que el cepillarse los dientes es algo de mayores.
  3. Deja que lo intenten aunque a veces le tengas que ayudar.
  4. Explícale bien cómo se tiene que cepillar los dientes con mucha paciencia. Dile al niño que el cepillo debe ir de arriba a abajo y que también tiene que cepillarse la lengua.

¿Cómo enseñarle a los niños lavarse las manos?

Junto con el cepillado de dientes, el lavarse las manos es algo fundamental en la higiene de los más pequeños. Como una correcta limpieza de manos requiere restregar con espuma o jabón durante al menos 20 segundos, lo mejor que puedes hacer para que el niño aguante este tiempo es cantar una canción corta (de 20-30 segundos) mientras se restriega las manos.

Enviado por lauramadruga el 17/03/2017

 

¡Participa en el Blog!

Cada semana ocurren cosas nuevas en los centros enredados y este es el lugar para compartir vuestras experiencias. También encontrarás aquí información de última hora sobre novedades relacionadas con la Educación para el Desarrollo. ¡Contribuye con las noticias de las actividades que desarrolle tu centro! (recuerda iniciar sesión para poder publicar tu noticia).

Comparte tus experiencias