derechos de la infancia

¿Cuál es el mejor país para nacer?

Fecha: 
Mar, 12/07/2016 (Todo el día)
Actualizado el 18/07/2016 a las 16:36 |
Rashini Suriyaarachchi, UNICEF Australia

Me encanta ver los nuevos rankings que salen cada año de todos los países del mundo. 

Algunas de estas listas cuentan cuáles son los lugares donde la gente es más feliz. Otras hablan de dónde está el mejor sistema de transportes, dónde está el mejor café o dónde se puede reservar la habitación de hotel más barata. Estas listas me hacen pensar… ¿Dónde quiero vivir? ¿Dónde debería viajar? ¿Dónde me hubiera gustado nacer?

Para mí uno de estos rankings está por encima de los demás. Si pudiera elegir sería tan simple como esto: me gustaría nacer donde tuviese la oportunidad de poder celebrar mi quinto cumpleaños.

Pasé la mayor parte de mi infancia en un barrio a las afueras de Melbourne. En mi guardería local aprendí inglés y me pasaba los días jugando, rozando mis rodillas contra el cemento, coloreando fuera de las líneas y tomando tazas de chocolate con leche espumosa. 

No hubo nada único o inusual en mi infancia. Solo disfruté de los derechos básicos de los que cualquier niño debería poder disfrutar: protecciónsaludjuego y educación.

DESIGUALDAD INFANTIL: MILLONES DE NIÑOS SUFREN LAS CONSECUENCIAS

Sin embargo, antes de respirar por primera vez, la vida de millones de niños está marcada para siempre por su paíscomunidad y género. Los niños nacen en circunstancias que ellos no eligen y que los obligan a luchar contra enfermedades para mantenerse sanos y poder llegar a los 5 años de edad. 

Hemos logrado grandes avances en los últimos 25 años. Desde 1990, el mundo ha reducido la tasa de mortalidad infantil y eso es algo de lo que todos deberíamos sentirnos orgullosos. Sin embargo, las desigualdades entre los países ricos y pobres son persistentes. Una niña que nace en Chad tiene 30 veces menos probabilidades de celebrar su quinto cumpleaños que una niña nacida en Australia

Todos los años, en UNICEF realizamos el informe Estado Mundial de la Infancia sobre las desigualdades a las que se enfrentan los niños de todo el mundo. Las diferencias en el índice de supervivencia infantil son las más evidentes.

DESIGUALDAD INFANTIL: ¿DÓNDE TIENEN LOS NIÑOS MEJORES OPORTUNIDADES? 

Como es de esperar, alguno de los lugares con las tasas más bajas de mortalidad en menores de 5 años son también los países más ricos del mundo. En estos lugares, 3 (o menos) niños de cada 1000 mueren antes de su quinto cumpleaños:

  • Luxemburgo
  • Islandia
  • Finlandia
  • Eslovenia
  • Singapur 

Estas alentadoras cifras reflejan que los niños de estos países han accedido a lo que necesitan para desarrollar todo su potencial: una buena alimentaciónagua potableprotección y atención médica. Pero las mejoras en el índice de mortalidad infantil no lo son todo: los niños más pobres y marginados de algunos países no se han beneficiado del progreso general.

A pesar de las mejoras significativas desde 1998, los niños aborígenes australianos siguen teniendo 2 veces más probabilidades de morir antes de los 5 años que los que no lo son. En 2013, los hijos de padres afroamericanos tenían 2 veces más probabilidades de perder sus vidas que los nacidos de americanos blancos. Con la debida inversión, los países podrían reducir la brecha de la desigualdad y garantizar que todos los niños se beneficien del progreso nacional. 

DESIGUALDAD INFANTIL: ¿DÓNDE SE ENFRENTAN LOS NIÑOS A LOS MAYORES DESAFÍOS?

En 2015, alrededor del 80% de los niños que no llegaban a cumplir los 5 años vivían en el sur de Asia y en África subsahariana. En estos países, alrededor de 1 niño de cada 10 no vivirá para ver su quinto cumpleaños:

  • Angola
  • Chad
  • Somalia
  • República Centroafricana
  • Sierra Leona

¿Cuál es el mejor país para nacer?Hawa, en un centro de salud en Sudán del Sur. Mariama, el acceso a servicios esenciales puede marcar una profunda diferencia en el desarrollo de sus hijos. Cuando Hawa, la hija de Mariama, comenzó a mostrar signos de desnutrición, su madre la llevó a un centro clínico en Sierra Leona donde UNICEF proporciona la alimentación terapéutica que Hawa necesita para sobrevivir y recuperarse. 

Pero otro de los hijos de Mariama no tuvo la misma oportunidad. ‘’Mi tercer bebe murió porque, cuando le subió la fiebre, no teníamos dinero y no pudimos comprar medicina. El programa de salud gratuita no había empezado todavía. Lo mantuvimos en nuestras manos y Dios se llevó su vida’’. 

DESIGUALDAD INFANTIL: EL CAMBIO ES POSIBLE

Un mundo más justo es posible. La vida de un niño puede parecer como una lotería donde la mala suerte decide si tendrán comida, si podrán ir al colegio, o si podrán ir al médico cuando estén enfermos.

Sin embargo, aunque los niños no pueden elegir dónde nacen, nosotros podemos asegurar que todos tienen las oportunidades que necesitan para vivir y prosperar.

En UNICEF trabajamos para conseguirlo. Únete y ayúdanos a seguir luchando por los derechos de los niños en más de 190 países.

Post por Rashini Suriyaarachchi, UNICEF Australia

Relaciones

Sequía en Etiopía: la falta de agua lleva a las familias al límite

Fecha: 
Mié, 11/05/2016 (Todo el día)
Actualizado el 13/05/2016 a las 11:12 |
Kun Li, especialista de comunicación de UNICEF Somalia

Tres años hace ya que la lluvia le falla a Hawa Ali, una pastora de Etiopía. Antes de que sus animales sucumbieran a la sed, el hambre y las enfermedades, decidió unirse a otras familias de su pueblo y trasladarse hacia la vecina Somalilandia

Con los burros cargando a los niños, Hawa y sus compañeros de viaje, todos de etnia somalí, anduvieron durante 30 días hasta llegar a Lughaya, un pueblo costero de la región de Awdal en Somalilandia

Durante el camino, muchos animales murieron. Llegó un momento en el que no quedaban burros sobre los que llevar a los niños. Fue entonces cuando decidieron parar. Vinieron hasta aquí porque pensabana que habría pasto y ayuda. Pero no encontraron ninguna de las dos cosas: Somalilandia también está asolada por la sequía.

Cuando conocí a Hawa estaba sentada en una llanura llena de piedras. No había ningún refugio, ni rastro de comida o de un pedacito de sombra para protegerse del sol abrasador. No había hombres es su grupo. Estaba rodeada por 20 personas, todas mujeres y niños.

SEQUÍA EN ETIOPÍA: "LOS NIÑOS ESTÁN SUFRIENDO"

"Los hombres se han ido a buscar pasto para los animales que nos quedan", me contaba Hawa con sus 70 años de edad. "Nos hemos quedado aquí a la espera de ayuda, pero nos ha llegado muy poca. La situación no es buena aquí. No tenemos comida, ni agua, ni refugio. Hace frío por las noches. Los niños están sufriendo".

"Llevamos 3 años soportando la sequía. Cada vez es peor. Hemos tenido que dejar todo lo que teníamos", añadía Hawo Rayab, una madre de 35 años, mientras intentaba darle el pecho a su bebé, que no dejaba de llorar. "Nos dijeron que habría pasto al otro lado de la frontera. Pero cuando llegamos aquí no encontramos nada".

La sequía que asola Etiopía y el norte de Somalia (especialmente Somalilandia y Putlandia) es el resultado de cuatro temporadas consecutivas de escasas lluvias, cuyas consencuencias han sido amplificadas por El Niño. Los granjeros y los pastores se llevan la peor parte, y representan hasta tres cuartas partes de la población de Somalilandia y Putlandia. Las malas cosechas y la escasez de agua y pasto han llevado al límite a familias y comunidades.

SEQUÍA EN ETIOPÍA: "NUESTRAS VIDAS ESTÁN EN PELIGRO"

Con los burros cargando a los niños, Hawa y sus compañeros de viaje, todos de etUna madre administra leche terapéutica con una jeringuilla a su hijo en un centro de tratamiento contra la desnutrición en Hargeisa, la capital de Somalilandia. Mohamed Omar solía tener muchas cabras. Pero cuando le conocimos junto a su familia en Habasweyne ya solo le quedaban dos. Ambos animales estaban tumandos en el suelo y no mostraban ningún interés en los granos de maíz a su alrededor. Estaban demasiado débiles para comer.

"Es la primera vez, en mis 80 años de vida, que veo una sequía tan grave. Ha matado muchos animales y ha provocado mucha hambre. Nuestras vidas están en peligro", decía Mohamed.

Otra grave consecuencia de la sequía es el aumento de la desnutrición infantil. Alrededor de 100.000 niños menores de 5 años sufren desnutrición aguda en Somalilandia y Putlandia

La ONU está movilizanfo recursos para que organismos como UNICEF proporcionen ayuda a 1,7 millones de personas afectadas por la sequía en el norte de Somalia. Entre ellas, 385.000 necesitan ayuda urgente.

SEQUÍA EN ETIOPÍA: "QUIERO IR A CASA"

Antes de separarme de Hawa y el resto de niños y mujeres refugiados, conocí a la pequeña Raaho. Nos contó que había hecho el viaje en burro hasta Somalilandia. "No teníamos suficiente comida en casa, por eso nos fuimos", me contaba la niña de 4 años. "Tenía muchos amigos en casa. Mohamed, Aya, Omar, Fatuma... Siempre jugábamos juntos. Quiero ir a casa".

Lo que me contó me hizo recordar que llevaba conmigo una especia de mochila con forma de oso de peluche. Mis hijos solían jugar con ella cuando eran pequeños. Fui a buscarla entre mi equipaje y se la entregué. Estaba feliz y enseguida se la colgó a la espalda. "Ojalá le sirva como almohada y le dé un poco de calor mientras duerme al aire libre", pensé mientras me despedía de RaahoHawa y el resto.

Y ojalá la ayuda llegue pronto para que Raaho pueda volver a su casa y jugar con sus amigos.

Post por Kun Li, especialista de comunicación de UNICEF Somalia

 
Relaciones

Los Imprescindibles: un homenaje a los que luchan por los derechos humanos

Fecha: 
Mié, 13/04/2016 (Todo el día)
Actualizado el 13/04/2016 a las 22:30 |
Laia Ruiz Mingote, técnica de alianzas corporativas de UNICEF Comitè Catalunya

En UNICEF promovemos y defendemos los derechos de la infancia y el bienestar de todos los niños y niñas del mundo. Pero no lo hacemos solos. Esta labor no sería posible sin nuestros aliados, socios, voluntarios y colaboradores. Y todas y cada una de estas personas que participan de nuestros esfuerzos se merecen nuestro agradecimiento por lo que hacen cada día.

No somos los únicos que defendemos el valor de dar las gracias. Uno de nuestros aliados, la Obra Social “la Caixa” ha lanzado una campaña donde rinde homenaje a todas las personas que son imprescindibles: personas que trabajan cada día para promover los derechos humanos, para hacer un mundo mejor y más justo.

La campaña #conlosimprescindibles agradece el trabajo de varias entidades y organizaciones. Así, la acción reconoce la labor de UNICEF, ACNUR, Cáritas, Cruz Roja Española, Federación Española de Bancos de Alimentos, Fundación Mensajeros de la Paz, Fundación ONCE, Fundación Vicente Ferrer y Save the Children.

En el caso de UNICEF, el compromiso de nuestros voluntarios, empleados y colaboradores es clave para cumplir nuestra misión: lograr que los derechos de la infancia se conviertan en principios éticos perdurables y sean considerados parte integral del progreso de la humanidad.

Si quieres, puedes difundir la campaña en redes sociales utilizando el hashtag #conlosimprescindibles, y puedes encontrar más información en la web conlosimprescindibles.org

ALIANZA UNICEF Y OBRA SOCIAL “LA CAIXA”

En noviembre de 2015, la Obra Social “la Caixa” y UNICEF firmaron una alianza estratégica global para mejorar el diagnóstico de la neumonía, una enfermedad que es responsable de la muerte de más de 922.000 niños menores de cinco años al año – más que el SIDA, la malaria y la tuberculosis juntas.

Este es el último eslabón de la alianza entre UNICEF y la Obra Social “La Caixa” que se inició en 2000, cuando, la Obra Social “la Caixa apoya los programas de UNICEF contra la desnutrición infantil, para prevenir la transmisión del VIH/SIDA, promover el acceso a la educación básica y proveer de ayuda en distintas situaciones de emergencia

Post por Laia Ruiz Mingote, técnico de alianzas corporativas de UNICEF Comitè Catalunya 

Relaciones

Una mañana con Anthony Lake, director ejecutivo de UNICEF

Fecha: 
Dom, 28/02/2016 (Todo el día)
Actualizado el 06/03/2016 a las 16:27 |
Mercedes Negueruela, voluntaria en UNICEF Comité Español

Hace aproximadamente un mes empecé mi labor como voluntaria en UNICEF Comité Español, con la ilusión de poder aportar mi granito de arena para mejorar la vida de muchos niños vulnerables en el mundo.

En este mes, entre otras cosas, he colaborado en la organización de la visita de nuestro director ejecutivo a nivel internacional, Anthony Lake, con motivo de la renovación de la alianza entre UNICEF FC Barcelona por cuatro años más, y su investidura como Doctor Honoris Causa por la Universidad Camilo José Cela.

A pesar de su apretada agenda, en los cuatro días que estuvo en España, Lake hizo un hueco para venir a la sede de UNICEF Comité Español, conocer a todos los trabajadores y voluntarios y agradecer personalmente su importante trabajo para la organización, así como el apoyo de todos los socios donantes españoles.

Después de haberle visto tantas veces en las noticias, de haber traducido sus declaraciones y leído sobre su impresionante carrera profesional y su entrega total a los niños, me sentí muy afortunada de poder conocerle en persona

ANTHONY LAKE: "LO QUE HACEMOS CADA DÍA MARCA LA DIFERENCIA PARA MILLONES DE NIÑOS

El viernes por la mañana llegó pronto y estuvo con nosotros aproximadamente una hora. En todo momento mantuvo una sonrisa y una actitud de cercanía que creó un ambiente mucho más relajado del que uno esperaría tener con un personaje público tan importante.

Entre chistes anécdotas, el director nos dijo unas palabras muy emocionantes, inspiradoras y llenas de agradecimiento y motivación para seguir trabajando por crear un mundo mejor para todos los niños: "Gracias a cada uno de vosotros por lo que estáis haciendo por los niños que vemos en las fotos y en los vídeos. Lo que hacemos cada día marca la diferencia en la vida de millones de niños en el mundo. Así que espero que todas las mañanas, cuando vengáis a trabajar con entusiasmo, recordéis que lo que hacéis es extremadamente importante”.

A pesar de estar algo cansado, Lake no dudó en hacerse fotos y charlar con todos antes de dirigirse a la ceremonia donde iba a ser investido como Doctor Honoris Causa por la Facultad de Educación de la Universidad Camilo José Cela.

Durante el acto de investidura mencionó que el galardón era desproporcionado para él, pero se mostró muy agradecido por poder formar parte de una “institución que comparte el espíritu de pazsolidaridad responsabilidad. Una responsabilidad para mejorar el mundo de los más vulnerables y desfavorecidos; una responsabilidad para la generación actual de niños que, después de todo, son los que construirán el mundo de mañana”.

Después de volver a hacerse fotos y de saludar a los invitados nos despedimos de él, que, con su permanente sonrisa, se montó en el coche en dirección al aeropuerto para coger un avión hacia su próximo destino: Siria.

ANTHONY LAKE, UNA INSPIRACIÓN PARA SEGUIR TRABAJANDO POR LOS NIÑOS

Haber estado una mañana con Anthony Lake realmente ha significado más de lo que podría haberme imaginado. Sus mensajes dejaron entrever la sencillezhumildad cercanía de un hombre que cada día pone todo su esfuerzo e ilusión en conseguir que los derechos de la infancia se cumplan para todos los niños.

Creo que todos deberíamos contagiarnos de su alegría energía para seguir trabajando en un mundo que lo necesita más que nunca: la mayor crisis de refugiados desde la II Guerra Mundial, nivel 3 de emergencia declarado por Naciones Unidas en cuatro crisis mundiales (SiriaIrakSudán del Sur Yemen) y miles de niños en el mundo que sufren pobrezadesnutriciónenfermedades y los efectos de estas crisis y otras emergencias.

Las palabras de agradecimiento de Anthony Lake estaban dirigidas no solo a los miembros de UNICEF sino a toda la sociedad española, que contribuye a que la organización crezca y que llegue cada día a más niños. Porque aunque creamos que una pequeña ayuda no puede arreglar los problemas del mundo, UNICEF no salvaría tantas vidas si no fuera por esas pequeñas, pero importantes, contribuciones.

Después de esta visita me siento incluso más afortunada, si cabe, de poder formar parte de UNICEF y trabajar cada día por la infancia

Post por Mercedes Negueruela, voluntaria en UNICEF Comité Español

Relaciones

Día contra el uso de Niños Soldado: una carrera por la libertad

Fecha: 
Jue, 11/02/2016 (Todo el día)
Actualizado el 02/03/2016 a las 11:09 |
Lara Aparicio, storyteller de UNICEF Comité Español

La primera vez que vi esta foto no me podía imaginar lo que significaba en realidad. Creía que se trataba de una imagen simpática de niños corriendo y jugando en algún lugar, probablemente del continente africano.

Pero, una vez más, la realidad superaba todo lo demás. Por eso, en el Día Internacional contra el uso de los Niños Soldado, me gustaría intentar contar la historia de estos y tantos miles de niños que han pasado o están pasando por una de las peores experiencias que un niño puede vivir: ser soldado

Al leer con más detalle la información que acompañaba a la foto supe que, estos niños, entre los que se encontraban 5 niñas, acababan de ser liberados por las milicias anti-Balaka, en la República Centroafricana. La mayoría llevaban meses trabajando como combatientescocinerosespías y sufriendo todo tipo de abusos.

LOS NIÑOS SOLDADO SON OBLIGADOS A COMETER ATROCIDADES INIMAGINABLES

En el momento en el que el fotógrafo disparó, estos niños corrían hacia el centro de transición en el que pasarían los próximos meses tratando de recuperar sus vidas. Así que, la carrera que estaba viendo en la foto no era cualquier carrera, sino una carrera por la libertad.

La mayoría de los niños soldados se ven obligados a cometer atrocidades inimaginables, por lo que este tipo de lugares son clave para que puedan reinsertarse en sus comunidades. En los centros, los niños reciben atención médica y los trabajadores sociales los acompañan durante todo el proceso. El objetivo es que puedan regresar con sus familias y continuar sus estudios en el colegio o empezar una formación profesional

NIÑOS SOLDADO: 49 GRUPOS ARMADOS están reclutando niños

El reclutamiento de niños soldado es una de las más graves violaciones de los derechos de la infancia. Naciones Unidas calcula que 49 grupos armados tienen niños trabajando en sus filas. Para reclutarlos, utilizan métodos forzosos, como los secuestros y, en los últimos años, las redes sociales.

Las escenas de violencia que se ven obligados a presenciar estos niños son propias de películas de terror. Muchos han sido testigos de decapitacionesinmolacionesejecuciones sumarias; otros tantos han sido adoctrinados y forzados a cometer ataques suicidas; las niñas han sido violadas y obligadas a casarse con combatientes mucho mayores que ellas.

NIÑOS SOLDADO: LOS CONFLICTOS ARMADOS SE HAN DUPLICADO EN 10 AÑOS

En la útlima década, el número de conflictos armados se ha duplicado y, con ellos, todos los horrores que los niños soldado viven a diario. En países como SiriaIrakSudán del Sur o República Centroafricana, entre otros, niños de incluso 12 años ya están recibiendo entrenamiento militar para participar en unas guerras que los adultos crearon. 

Se trata de una realidad a la que hay poner fin cuanto antes. No podemos descansar hasta que todos los niños soldado puedan emprender una carrera parecida a la de la foto: su carrera por la libertad.

Post escrito por Lara Aparicio, storyteller de UNICEF Comité Español

Relaciones

República Centroafricana: familias de acogida para niños que están solos

Fecha: 
Mar, 04/03/2014 (Todo el día)
Actualizado el 05/03/2014 a las 14:24 |
Helene Sandbu Ryeng

Post de Helene Sandbu Ryeng, UNICEF República Centroafricana. 

La seguridad de una familia de acogida hace que los niños que han quedado separados de sus familiares sean capaces de reanudar su vida mientras UNICEF y sus aliados buscan a sus padres.

"Ellos mataron a mi madre. Mi padre huyó y yo estaba sola", dice Adéle * en voz baja. Cuando lo recuerda sus ojos se dirigen hacia el suelo mientras acaricia suavemente el colgante de oro en forma de cruz que lleva en el cuello.

Miembros del grupo armado Seleka llegaron a Ngbawele y comenzó una matanza en el pueblo. Todos corrieron para salvarse. En ese caos, esta niña de 14 años solo pudo distinguir algunas caras conocidas, las de algunas amigas.

"Decidimos ir a Bangui, donde iban las otras familias. Empezamos a caminar hasta que  llegamos al asentamiento de Boye Rabe", dice Adéle.

En el último año, cerca de medio millón de niños en toda la República Centroafricana se han visto desplazados debido a la violencia en el país. Algunos de ellos se esconden en la selva, prácticamente sin acceso a ayuda humanitaria, mientras que otros se encuentran en campamentos para personas desplazadas.

Algunos de estos niños son menores no acompañados y separados de sus padres, igual que Adéle.

En casos como éste UNICEF y sus aliados trabajan para localizar a los padres u otros miembros de la familia. El objetivo es la reunificación. Desde diciembre de 2013, 190 niños han sido reunidos con sus familias en Bangui. Pero el caso de Adéle es difícil.

ADÉLE REANUDA SU vida con una familia de acogida

Cuando las perspectivas de encontrar a la familia son bajas, UNICEF y sus aliados tratan de encontrar una familia de acogida mientras continúan buscando familiares. 

No hay pistas sobre el paradero del padre de Adéle. "No saben dónde está", dice la ella en voz baja. La búsqueda puede llevar tiempo, por eso Adéle está viviendo con una familia de acogida.

"Estoy feliz aquí. Estoy a salvo y soy un miembro de pleno derecho de la familia. Me tratan como a su propia hija y hermana", cuenta. Pese a vivir con los malos recuerdos y la pérdida de la familia, Adéle trata de seguir adelante.

Ha vuelto a estudiar en una escuela apoyada por UNICEF. Antes ayudaba a su familia en el campo después de clase. Ahora quiere aprender un oficio: "Quiero aprender a coser y hacer ropa".

No sabe aún que seguramente su deseo se haga realidad. En este momento los aliados de UNICEF buscan un aprendiz de sastre.

Pero es muy incierto si el sueño de estar con su padre de nuevo se hará realidad. 

*El nombre de Adéle es ficticio para proteger su identidad.

Relaciones

Crisis de Siria: "Vimos cómo las bombas destrozaban nuestra casa"

Fecha: 
Lun, 03/03/2014 (Todo el día)
Actualizado el 03/03/2014 a las 11:15 |
Nicky Jansen

Post de Nicky Jansen, de UNICEF en Países Bajos. 

Hace cinco meses Rand, de 8 años, sus cuatro hermanos y hermanas, sus padres y sus abuelos huyeron de Siria. Llegaron a Turquía, donde empezaron a vivir en una pequeña tienda de campaña en un campamento de refugiados.

Tienen sus necesidades básicas cubiertas: la comida, el agua, la vivienda y la escuela. Pero el traslado ha sido difícil para Rand.

"Me siento feliz de estar a salvo, pero en comparación con nuestra casa en Idlib, me parece una prisión", cuenta la niña.

A Rand le encanta ir a la escuela del campo, apoyada por UNICEF, y ya ha aprendido algunas palabras en inglés.

Está tratando de formarse, porque tiene grandes planes para el futuro: "quiero ser médico". "Cuando lo sea voy a volver a Siria, porque hay muchos heridos. Tenemos que ayudar a todos", explica.

Rand todavía puede recordar cada minuto de su escapada de Siria. "Escuchamos llegar a los aviones; estábamos muy asustados".

"Salimos corriendo de casa, ni siquiera pude coger nada. Cuando miré hacia atrás vi que las bombas destruían nuestra casa", continúa Rand. "Aquí no hay bombas. Me siento feliz de estar a salvo, a pesar de que no tenemos mucho".

CRISIS de SIRIA: firma por el fin de la violencia contra los niños

Desde el inicio del conflicto de Siria, más de 2,6 millones de personas han huido a los países vecinos. Ya hay más de 1,2 millones de niños sirios refugiados, como Rand y sus hermanos.

Ellos y los niños sirios que se han quedado dentro del país llevan 3 años sufriendo una violencia atroz. Por ello UNICEF y otras organizaciones se han unido para pedir a quienes tienen el poder de acabar con este horror que termine el conflicto. 

Los niños de Siria no deben soportar ni un solo día más de sufrimiento. Si quieres unirte a esta petición, déjanos tu firma aquí

Relaciones

Crisis de Siria: Adnan trabaja para mantener a su familia

Fecha: 
Jue, 20/02/2014 (Todo el día)
Actualizado el 28/02/2014 a las 09:21 |
Fatima Azzeh

Con trece años, Adnan tiene suerte de estar vivo. Es un superviviente de la violencia que ha asolado su ciudad natal: Homs, en Siria.

Hace casi dos años, fue disparado por un francotirador mientras jugaba frente a su casa. Fue herido en el brazo. Después del ataque, su familia decidió quedarse en Siria, pero como la escalada de violencia no cesaba, tuvieron que huir a Jordania.

Adnan y su familia han estado viviendo en el campamento de refugiados Baqa'a, a las afueras de Amman, durante los últimos 18 meses. Su padre fue capturado y torturado en Siria y no puede trabajar. Por eso Adnan ayuda a sus padres y a sus tres hermanos trabajando en una tienda local de reparación de electrodomésticos.

Adnan nos cuenta: "Yo trabajo para obtener el dinero para mi familia, para ayudarles, pero no me gusta. Me gusta estudiar. Cuando tengo algo de tiempo libre, voy a estudiar, ¿qué más puedo hacer? ".

Después de perder dos años de escuela, Adnan ha vuelto recientemente a clase. "El primer año aquí en Jordania no me aceptaron, ya que no estaba inscrito cuando se inició el año escolar. Mi madre esperó al siguiente semestre y ahora estoy matriculado. Quiero estudiar en la universidad y convertirme en ingeniero", explica.

Crisis de Siria: Adnan desea volver a casa

Este adolescente tiene un horario agotador. Va a la escuela por la mañana y trabaja por las tardes. Por lo general regresa a su casa alrededor de la medianoche, momento en que se alegra de que termine el día. "Me siento aliviado al final del día, cuando acabo de trabajar. Todo lo que quiero hacer es dormir. Cuando estábamos en Siria, nuestra situación era diferente. Yo solía estudiar y jugar. Aquí, estudio y trabajo ", argumenta Adnan.

Adnan sonríe ante la idea de tener más tiempo para jugar. "Me gustaría tener un montón de tiempo libre. Me gustaría estudiar y terminar todos mis deberes, entonces me gustaría jugar hasta que me aburrierra". Adnan solía ​​jugar en un Espacio Amigo de la Infancia de UNICEF, pero ahora rara vez tiene tiempo.

Ve a sus amigos en la escuela o durante  algún día libre. "A veces los viernes tengo tiempo para jugar al fútbol con mis amigos o voy a casa de mi amigo - él tiene ordenador, así que jugamos a juegos de carreras juntos". También le gusta dibujar cuando tiene oportunidad.

Adnan dejó Homs sólo con la ropa que llevaba puesta y los sueños de todo lo que dejaba atrás: "Ojalá pudiera volver a Siria, volver a mi hogar. Ese es mi deseo", concluye Adnan.

Es el mismo deseo que tienen los 1,2 millones de niños refugiados que han tenido que abandonar Siria

Relaciones

II Congreso de Ciudades Amigas de la Infancia: alianzas y personas

Fecha: 
Mié, 27/11/2013 (Todo el día)
Actualizado el 27/11/2013 a las 18:15 |

Post de Marta Arias, directora de Sensibilización y Políticas de Infancia de UNICEF Comité Español.

 
Ha sido un día y medio intenso. Un total de 328 personas de todos los rincones de España (junto con participantes venidos desde México, Chile y Portugal); 109 municipios representados; una docena de organizaciones sociales y una preocupación común: cómo hacer que los municipios sean espacios donde niños y niñas vean plenamente respetados sus derechos. Cómo impulsar, en medio de este contexto complejo, alianzas de todo tipo para atender en particular las necesidades de la infancia más vulnerable
 
Se trataba del II Congreso Internacional del Programa Ciudades Amigas de la Infancia, una iniciativa impulsada por UNICEF Comité Español a la que se han sumado desde sus orígenes aliados de tanto peso como el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad; la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP) y la Universidad Autónoma de Madrid (a través del Instituto Universitario de Necesidades y Derechos de la Infancia y la Adolescencia, IUNDIA).
 
Es un proyecto del que forman parte ya oficialmente 62 municipios de toda España (los que tienen el sello que les reconoce formalmente como Ciudades Amigas de la Infancia), a los que se suman otros muchos más que han sido reconocidos por sus buenas prácticas, así como todos aquellos que se están preparando para optar a la acreditación el próximo año.
 
En definitiva, un grupo cada vez más amplio de municipios que han comprendido que apostar por sus ciudadanos más jóvenes no sólo redunda en el beneficio de los niños, sino que convierte a las ciudades en un espacio mejor para todos.
 
Hemos compartido experiencias, preocupaciones y proyectos. Arrancamos con la inspiración del filósofo y pedagogo José Antonio Marina, quien nos recordaba, parafraseando el proverbio africano, que “para respetar y proteger a un niño, también hace falta la tribu entera”.
 
En otras palabras, Liliana Ortiz desde México corroboraba en su experiencia la misma idea: no sólo los gobiernos, también las familias y la sociedad civil en su conjunto (incluido el sector privado), deben asumir el reto y la responsabilidad de proteger los derechos de todos los niños y niñas, implicándose desde su ámbito de actuación para hacerlos realidad.
 
Hemos hablado, sobre todo, de personas y alianzas. Personas que marcan la diferencia, por su compromiso, su entusiasmo y su capacidad de afrontar cualquier reto. Cuando estas personas se encuentran en los puestos de máxima responsabilidad (alcaldes y alcaldesas en este caso) todo es posible. Pero, por muy comprometidos que estén, por mucho poder que tengan, ellos solos no pueden.
 

LAS ADMINISTRACIONES, EN UNA POSICIÓN DE LIDERAZGO

En una situación como la actual, resulta cada vez más difícil para los municipios dar respuesta a todas las necesidades que afrontan sus ciudadanos. Por eso las alianzas son imprescindibles. Partiendo, eso sí, de los roles y responsabilidades de cada uno. Y con las administraciones en una posición inequívoca de liderazgo, recuperando su capacidad de movilizar a los vecinos a favor de un objetivo común.
 
Eso es precisamente lo que desde UNICEF Comité Español queremos plantear con nuestro proyecto ALIA: Alianzas Locales por la Infancia y la Adolescencia. Con él pretendemos apoyar a las Ciudades Amigas de la Infancia en su afán por movilizar a todos los actores del municipio para mejorar la situación de los niños más vulnerables. Si somos capaces de mantener el espíritu y el entusiasmo de estos dos días, lo lograremos seguro.
 
Toda la información sobre el Congreso, celebrado el 25 y 26 de noviembre en CaixaForum Madrid, está disponible en www.congresocai.wordpress.com 
Relaciones

La infancia, un poco más protegida

Fecha: 
Mié, 29/02/2012 (Todo el día)
Actualizado el 29/02/2012 a las 11:11 |
Post publicado por Marta Arias en el blog 3500 Millones de El País

Por  Marta Arias, Directora de Sensibilización y Políticas de Infancia de UNICEF España. Post publicado en el blog 3500 Millones de ElPaís.com: 'La infancia, un poco más protegida'

Inmersos como andamos en tantas tribulaciones, a veces pasan desapercibidas algunas noticias que nos traen un poco de aire fresco: el pasado día 19 de diciembre de 2011, la Asamblea General de Naciones Unidas aprobó el Protocolo facultativo de la Convención sobre los Derechos del Niño relativo a un procedimiento de comunicaciones.

Dado su nombre poco amigable, podría parecer un nuevo trámite burocrático de los organismos internacionales, pero nada más lejos de la realidad. Se trata de un paso de gigante para que los derechos de los niños se igualen a los de los adultos: el nuevo protocolo permite presentar denuncias individuales o colectivas por violaciones específicas de estos derechos.

Incluso permite al órgano de vigilancia (el Comité de los Derechos del Niño) actuar de oficio en casos graves, pudiendo realizar recomendaciones urgentes a los países sin tener que esperar como hasta ahora un largo proceso de informes periódicos que en teoría se produce cada cinco años y en la práctica se alarga mucho más allá.

Hasta el momento, la Convención sobre los Derechos del Niño contaba ya con dos Protocolos Facultativos, pero se referían a aspectos muy concretos (niños soldado y prostitución infantil). Este nuevo instrumento va mucho más allá y atiende cualquier situación que pueda afectar a cualquier niño, en cualquier país del mundo.

Aunque todavía está por redactar el reglamento que regule este tercer Protocolo, uno de sus principios es que los niños y niñas puedan, acompañados por adultos o por asociaciones, presentar sus quejas, mediante un proceso adaptado para ellos. Se promueven así dos de los principios básicos de la Convención: la participación infantil y el interés superior del niño.

En la práctica, esto podría suponer por ejemplo que se podrán presentar denuncias ante el Comité en casos de ataques masivos contra población civil que estén afectando a menores de edad. Pero también, sin irnos a situaciones tan extremas, se podría recurrir al Comité en un país en el que la justicia sistemáticamente niegue el derecho de los niños a ser escuchados en los procesos que les afecten (el caso más claro es el de la decisión de la custodia en los procesos de divorcio).

El nuevo protocolo se abre a la firma de los Estados mañana 28 de febrero y todo apunta a que el gobierno español será uno de los primeros en hacerlo, después de que el Consejo de Ministros diese su autorización el pasado viernes. De hecho, España fue uno de los 40 estados que impulsaron la redacción de este tercer protocolo, por lo que es de esperar que pasemos en breve a estar en la lista de las diez ratificaciones necesarias para su entrada en vigor.

Así lo reclaman las entidades agrupadas en la Plataforma de Organizaciones de Infancia, algunas de las cuales han estado particularmente activas en este proceso y sin duda perseguirán en sede parlamentaria su ratificación.

Obviamente, el día a día de los millones de niños que cada día ven vulnerados sus derechos no va a cambiar de la noche a la mañana. Pero contar con esta herramienta supone un gran paso, no solo (que también) en lo simbólico, sino por las posibilidades prácticas que se abren y que esperemos pronto se empiecen a  hacer realidad.

Relaciones