Crisis en Gaza: un millón de niños afectados

En el verano de 2014, la vida de miles de niños palestinos y sus familias se vieron truncadas por 50 días de intensísimos combates. Las secuelas de una ola de violencia y destrucción sin precedentes en la historia de Gaza se sienten aún hoy, dos años después, en toda la Franja. Más de 500 niños palestinos murieron, unos 3.000 resultaron heridos, en torno a 54.000 perdieron su hogar y unos 1.500 se quedaron huérfanos.
 
En total, 1 millón de niños se vieron afectados por un conflicto que destrozó también las infraestructuras (redes de agua y electricidad, hospitales, colegios, fábricas) de Gaza. Siguen necesitando nuestra ayuda. Haz un donativo para ayudar a los niños de Gaza.

 

CRISIS DE GAZA: EL TRABAJO DE UNICEF Y SUS ALIADOS

La respuesta a la crisis humanitaria se centró en un primer momento en cubrir las necesidades más urgentes de los niños --alimento, refugio, agua y saneamiento, y acceso a la salud--, para pasar después a la recuperación de sus vidas, con la vuelta al cole de miles de niños en septiembre de 2014, o la terapia y acompañamiento psicológico a niños que, con por ejemplo solo ocho años, ya han vivido tres guerras.

Algunos ejemplos de los esfuerzos que UNICEF y sus aliados han llevado a cabo en 2016 son:

  • AGUA, SANEAMIENTO E HIGIENE: más de 17.000 personas con acceso a agua potable y unos 10.000 a instalaciones de saneamiento adecuadas.
  • SALUD: unos 260.000 niños y mujeres se han beneficiado de servicios de salud de emergencia y más de 75.000 de suplementos de micronutrientes.
  • EDUCACIÓN: cerca de 66.000 niños han recibido material educativo.
  • PROTECCIÓN: más de 32.000 niños y adolescentes con apoyo psicosocial.

CRISIS DE GAZA: SE NECESITAN FONDOS

UNICEF necesita unos 42 millones de dólares para atender las necesidades de los niños palestinos que sufren las consecuencias del conflicto. Hasta el momento solo ha recibido menos de la mitad de estos fondos.
 
Ayuda a los niños palestinos
Noticias sobre la emergencia