Preocupación por las consecuencias de la violencia sobre los niños en Gaza y Sur de Israel

14/03/2012 | Actualizada a las 12:46h | Mundo
Foto de archivo. Mazen, 16, libera una paloma mensajera en la aldea de Khuza'a en Khan Yunis, al sur de Gaza.

UNICEF ha expresado esta semana su profunda preocupación por las repercusiones de la reciente escalada de violencia sobre  los niños y niñas en la Franja de Gaza y en Israel.

El lunes, un niño palestino de 15 años murió y otros cuatro resultaron heridos en una explosión producida en la Franja de Gaza. El domingo, un niño palestino de 12 años murió en un ataque aéreo en Gaza. Hasta la fecha, 14 niños y niñas palestinos con edades desde 1 hasta 17 años han sufrido heridas como consecuencia de los ataques aéreos. En la ciudad de Gaza se produjeron daños menores en dos escuelas.

En Israel, un cohete cayó el domingo sobre una escuela que se encontraba vacía en ese momento. Las autoridades suspendieron las clases en el sur del país, afectando a 200.000 estudiantes israelíes.

“Es preciso hacer todo lo posible para proteger la seguridad y las vidas de niños y niñas inocentes”, dijo Jean Gough, Representante Especial de UNICEF en el Territorio Palestino Ocupado. “Exhortamos a todas las partes a que hagan cuanto esté en su poder para proteger a los niños y niñas y poner fin a la violencia”.

Desde el viernes pasado, los casos de violencia han aumentado debido a los ataques aéreos israelíes sobre Gaza y el lanzamiento de cohetes por militantes palestinos hacia el Sur de Israel. El año pasado, 20 niños y niñas palestinos y cinco niños israelíes murieron como consecuencia de incidentes relacionados con el conflicto, y otros 448 niños palestinos y dos israelíes resultaron heridos.