Acción en Haití

07/01/2011 | Actualizada a las 13:17h | Emergencias
Haití 1 año después

La recuperación de Haití, 1 año después, debe priorizar el bienestar de los niños.

Más de un año después del violento terremoto que azotó Haití, los algo más de cuatro millones de niños que viven en el país continúan sufriendo la desigualdad en el acceso a servicios básicos de agua, higiene, saneamiento, atención sanitaria, educación y protección. Además, más de un millón de personas, de las que unas 380.000 son menores, viven en campamentos de desplazados.

 “Son sobre todo los niños quienes han sufrido y siguen sufriendo enormemente a causa de las sucesivas emergencias que se produjeron en 2010, y todavía no han podido disfrutar plenamente de su derecho a la supervivencia, la salud, la educación y la protección”, ha señalado la Representante de UNICEF en Haití, Francoise Gruloos-Ackermans.

 Aunque las acciones de emergencia y reconstrucción desplegadas por los haitianos y la comunidad internacional han sido excepcionales, el proceso de recuperación del país caribeño apenas está comenzando, según el informe Los niños y niñas de Haití. Un año después: el largo camino del socorro a la recuperación, que acaba de lanzar UNICEF con motivo del primer aniversario del terremoto del 12 de enero de 2010.

 “Sigue habiendo deficiencias importantes y queda mucho por hacer, en colaboración con Naciones Unidas, las ONG, el sector privado, la sociedad civil y los aliados del Gobierno haitiano, para garantizar que estamos cumpliendo nuestros compromisos con los niños y las mujeres, incluyendo el compromiso de resolver la situación de las personas que continúan desplazadas por el terremoto y de los habitantes de las zonas rurales que luchan para satisfacer sus necesidades cotidianas”, ha asegurado Gruloos-Ackermans.

 

 

La acción de UNICEF en Haití

Destino de los fondos conseguidos por UNICEF para la emergencia de Haití a 14 de diciembre de 2010 UNICEF está trabajando desde el primer día para apoyar a los afectados y para contribuir a la reconstrucción de Haití con el objetivo de que los niños tengan acceso a sus derechos fundamentales.

En  agua, higiene y saneamiento. En el momento álgido de la emergencia, UNICEF y sus aliados distribuían 8,3 millones de litros de agua potable a unas 680.000 personas a diario. Desde la aparición del brote de cólera en septiembre, está suministrando casi 11 toneladas de cloro y más de 45 millones de tabletas potabilizadoras de agua para garantizar el abastecimiento de agua potable a tres millones de personas en Puerto Príncipe y sus alrededores. Por otra parte, UNICEF ha instalado más de 11.300 letrinas que benefician a más de 800.000 personas.

En  educación. UNICEF y sus aliados han contribuido, mediante campañas públicas y la adquisición de tiendas y materiales educativos y la asignación de recursos, a que unos 720.000 niños puedan volver a la escuela o incluso asistan a la misma por primera vez.

En  nutrición. UNICEF está suministrando suplementos nutricionales para los niños y madres más vulnerables. Igualmente, ha prestado orientación e información sobre nutrición a unos 102.000 niños y 49.000 madres a través de una red de 107 tiendas de campaña ‘amigas de la infancia’.

En  salud. Casi dos millones de niños han sido vacunados de polio, difteria y sarampión en campañas lanzadas por UNICEF, la Organización Mundial de la Salud (OMS) y sus aliados. Además, han distribuido 360.000 mosquiteras tratadas con insecticida a más de 163.000 hogares.

En  protección infantil. Cerca de 95.000 niños acuden a Espacios Amigos de la Infancia, que ofrecen actividades recreativas y apoyo psicosocial. Por otra parte, se ha logrado registrar a casi 5.000 niños y reunificar con sus familias a 1.265. Finalmente, UNICEF ha iniciado acciones de prevención y respuesta a la violencia de género y el tráfico infantil.

La contribución en España

Ver video
Donantes públicos y privados se han volcado en España con Haití. Un total de 98.000 personas, empresas y otras entidades privadas, cajas de ahorros y Administraciones autonómicas y locales han aportado 11,9 millones de euros al trabajo de UNICEF para paliar los efectos de la emergencia sobre la población y para la recuperación del país caribeño.

Las 98.000 donaciones privadas han supuesto más de diez millones de euros y, por parte de Administraciones autonómicas, ayuntamientos y cajas de ahorros, UNICEF ha recibido más de 1,8 millones de euros para sus programas en Haití.

A estas aportaciones se sumaron diez millones de euros que el Ministerio de Asuntos Exteriores y de Cooperación ha destinado a los programas de UNICEF para cubrir las necesidades de la infancia en Haití y abordar una recuperación a largo plazo que garantice el acceso de los niños haitianos a derechos tan básicos como la supervivencia, la salud, la educación y la protección.

Artículo de Paloma Escudero, Directora Ejecutiva de UNICEF España, sobre la situación de Haití: Haití es cosa de todos